Por Florencia Golender
@flopa01

Mientras las proyecciones de inflación para todo el año alcanzan el 35% y el gobierno nacional admite (en su plan presentado al FMI) que ya estima una suba de precios del 27%, la discusión sobre una reapertura de las paritarias, acordadas en su mayoría por el 15%, parece improbable.

En reclamo, mañana hay paro nacional convocado por la CGT, adhieren casi todos los gremios y agrupaciones sociales, será un lunes de baja actividad con cortes y movilización. El decreto del Ejecutivo, que habilita al sector privado a una recomposición del 5% a cuenta de futuras revisiones, no alcanzó para desactivar la huelga nacional.

"Se vienen meses difíciles", reconoció esta semana el ministro de Hacienda y Finanzas, Nicolás Dujovne, sobre los efectos de la disparada del dólar y su traslado a precios entre otros asuntos. El Indec informó, además, que el desempleo creció 2% y llegó a 9,1% en el primer trimestre del año, es decir, en los meses previos a la crisis cambiaria y de tormenta financiera.

El panorama parece complicarse cada vez más para los trabajadores asalariados que mañana darán una demostración de unidad contundente. No habrá trenes, micros, colectivos, taxis, subtes ni aviones.

No abrirán las escuelas, no se distribuirá dinero por los cajeros ni se recolectarán los residuos, tampoco habrá abastecimiento de combustible.

Los hospitales funcionarán con guardia mínima, la Justicia tendrá atención parcial y se espera que los comercios que levanten sus persianas sean una minoría.

Será el paro "más contundente de los últimos años", sostuvo ayer el miembro del triunvirato de la CGT, Juan Carlos Schmid, y advirtió que si no se producen "correcciones", habrá "mayor confrontación".

Cortes y acto central

Dirigentes sindicales "dialoguistas" y opositores ya adelantaron su adhesión. Acompañan las dos CTA y agrupaciones sociales, que ayer confirmaron cortes en todos los accesos a la ciudad de Buenos Aires. La situación se replicará en el interior del país.

En Panamericana y 197, sobre Acceso Norte , se esperan numerosas manifestaciones . En Acceso Oeste a la altura del Hospital Posadas el corte será total . Otras columnas cortará n el Puente Pueyrredón y los accesos desde la autopista Buenos Aires - La Plata.

Desde las 11 de la mañana, se movilizarán al acto central en el Obelisco, por lo que estará cerrada la avenida 9 de Julio.

 

El paro será general y la actividad, mínima.