Las ventas en los comercios minoristas se derrumbaron casi el 49% en marzo, afectadas por las medidas tomadas para mitigar el avance del coronavirus, que limitaron a tan sólo 19 días de actividad plena en los locales físicos y bajo modalidad online, según un relevamiento realizado por la Confederación Argentina de la Mediana Empresa ( CAME).

El informe remarca que el 75% de los comercios estima que demorará al menos cinco meses para recuperarse de las pérdidas generadas por el freno total de la actividad, y el 76% aseguró que no logró cubrir todos los cheques que había emitido. Según la encuesta realizada, el 44% no pudo cubrir ningún cheque desde la cuarentena, y sólo el 24% cubrió la totalidad.

"Desde CAME estimamos que por cada día de aislamiento preventivo en marzo, el comercio minorista perdió ventas por $10.360 millones", señalaron en el comunicado difundido a los medios. Apenas el 29% de las empresas pidió el crédito a bajas tasas (24%) ofrecido por bancos oficiales, mientras que el 43% estima que buscará ayuda del gobierno para pagar los sueldos.