El nene está internado en un hospital de Saltillo.

Un nene de 2 años se encuentra internado en estado de gravedad con su nariz fracturada, su piel quemada y con mordidas en todo su cuerpito, en un hospital de México. El principal sospechoso como autor de la aberrante situación es el padrastro del niño, quien permanece en libertad.

La madre de la víctima lo llevó al Hospital de Niños situado en Saltillo, Coahuila. Allí, confirmaron que el menor sufre maltratos desde hace un tiempo, ya que tenía lesiones recientes y otras antigüas. Por lo tanto, llamaron a la policía.

Efectivos se acercaron al centro médico y separaron a la víctima y a su hermanito de 3 años de sus padres. Mayela Reyes, subprocuradora, confirmó que el niño sufre una situación de maltrato hace un tiempo largo.