Un hecho polémico mantiene en vilo a la comunidad guatemalteca, ya que un delincuente que ingresó a un autobús con fines delictivos fue abatido por uno de los pasajeros del medio de transporte, y tras el hecho, la madre del malviviente sostuvo que “me lo mataron… justicia, justicia”.

El hecho sucedió a la altura del kilómetro 27 de la localidad guatemalteca de Esmeralda, cuando “Tortolita” (Josué García) junto con otro cómplice viajaban a bordo del autobús y decidieron robar a los pasajeros que usaban la ruta Pacífico.

“Tortolita” con pistola en mano, amenazaba a las víctimas del robo mientras los despojaba de sus pertenencias; sin embargo, uno de los pasajeros no estuvo dispuesto a colaborar con los asaltantes y decidió hacerles frente.

Durante un descuido de los hampones, el “justiciero anónimo” aprovechó la oportunidad para sacar entre sus pertenencias su arma y sin dudarlo disparó directamente hacia los agresores. Una de las balas impactó en “Tortolita”.

Guatemala: robo y muerte a bordo

El proyectil ocasionó la muerte instantánea del ladrón, mientras que su cómplice se rindió, fue sometido y entregado a las autoridades.

Al enterarse del desenlace de su vástago, la madre de “Tortolita” dijo desconsolada que su hijo solo había salido a asaltar y que no se metía con nadie, ese día solo había salido como siempre a robar en el transporte público, según información del medio local, CDN Guatemala.

“Él solo salió a asaltar en los buses como todos los días…  Él solo usaba el arma para asustar a la gente, pero nunca le disparó a nadie”, sostuvo la mujer.

La mamá, quien acudió a reconocer el cuerpo de Josué García, pidió justicia ante el homicidio de su hijo mientras gritaba que solo había salido como todas las mañanas a robar a los pasajeros. “Me lo mataron”, repetía la acongojada mujer.