Dos adolescentes de 17 años denunciaron que el sábado pasado fueron drogadas y abusadas en un boliche de  Palermo llamado Crobar.  Otra adolescente de 14 años denunció que  fue drogada y abusada durante la madrugada del sába cuando salió con sus amigas al boliche " Pinar de Rocha" en Ramos Mejía.

Lo cierto es que no son casos aislados, no todas las veces se hacen las denuncias, y hay quienes aún sostienen que una persona alcoholizada puede dar consentimiento. ¿Son las adolescentes un blanco fácil para los agresores sexaules? ¿Cuál es la responsabilidad de los boliches donde hay menores de edad?

Después de la medianoche solo pueden ingresar los mayores de 18 años, pero eso no siempre pasa.

 

Sonia Almada es licenciada en Psicología de la Universidad de Buenos Aires y en dialogó con Cronica.com.ar relató un caso concreto:  "La paciente tenía 16 años y se presentó a la consulta porque no podía dormir desde hacía meses, se le caía el pelo y por un bruxismo espontáneo los dientes también comenzaron a caerse.  Por no dormir había quedado libre en la escuela y no podía concentrarme en nada. Durante los primeros meses la acompañaron a la consulta los padres , porque temía salir sola  ( agorafobia) Luego de un tiempo de tratamiento y sintiéndose muy avergonzada y culpable relató que hacía unos meses había ido a bailar con unas amigas y un chico muy agradable la invitó a la barra a tomar un trago. Se despertó en una casa , con las piernas ensangrentadas y sola".

"Salió corriendo, no recordaba donde era el lugar, ni cómo llegó a allí y mucho menos el haber consentido una relación sexual. La violaron , pero le costó mucho aceptarlo, contárselo a los padres y recuperarse. La violencia sexual en la infancia y adolescencia es mucho más común de lo que nos atrevemos a creer",  dice Almada magister  Internacional en Derechos Humanos para la mujer y el niño, violencia de género e intrafamiliar.

"Solo un pequeño porcentaje llega a la denuncia pero si quiza llega a los consultorios médico-psicológicos porque, si logran sobrevivir, las secuelas son muy graves. La violencia sexual es un arma silenciosa que mantiene a la victima callada por mucho tiempo, a veces toda la vida. La reconstrucción de la vida después de haber sobrevivido a un ataque sexual siempre es difícil", explica Almada 

"Siempre se trato de culpabilizarnos de las violencias padecidas como si las generaramos con nuestro comportamiento o nuestra vestimenta: la falda muy corta, tomar alcohol, divertirse, coquetear, caminar por la calle, ir a bailar, trabajar. La realidad es que las mujeres y las niñas sufrimos violencia por nuestro género y porque está naturalizado que así sea", sostiene.   

En cuanto a los que se le podría poner a las bebidas dice: "Las drogas que han sido usadas por violadores en citas o en boliches son las que deprimen el sistema nervioso  central,  inhibiendo la capacidad de la persona para resistirse a un ataque, en este caso sexual. Se utiliza como  un líquido transparente y sin olor que se parece al agua o en forma de polvo ,  y por eso puede añadirse a una bebida sin dificultad. También puede usarse en forma de polvo blanco".

 

"Trae como consecuencias dificultades para respirar, estar consciente pero no poder moverse y pérdida del conocimiento, especialmente cuando se combina con alcohol u otras drogas. Esta droga  ha estado involucrada en sobredosis, violaciones en citas y muerte. No permanece en el organismo por mucho tiempo", explica la psicóloga auto de La niña del Campanario, que relata el femicidio  de una nena de 8 años en 1970.

"Otra droga conocida como "roofies", también depresor del sistema nervioso.  Es un comprimido sin sabor ni olor que puede molerse y disolverse en líquido. Ha sido usado en violaciones en citas, porque puede agregarse a la bebida sin ser  detectado. Un comprimido pequeño puede producir efectos por entre 8 y 12 horas. Cuando se mezcla con alcohol, sus efectos hacen que una persona no pueda resistirse a un ataque sexual, no tiene como . Muchas veces la persona no recuerda, o solo recuerda fragmentos de lo vivido.También mezclado con alcohol puede llevar  a la muerte", sostiene Almada

"Todo lo que es estadística en delitos de abuso, siempre queda la duda si aumentaron en cantidad o en denuncias. Teniendo en cuenta que antes lo que pasaba que no se denunciaba. En cuanto a consumo no solo aumenta en cantidad de nnya que consumen sino en baja de edad", dice a Cronica.com.ar  Yael Bendel ex asesora general tutelar, secretaria nacional de niñez adolescencia y familia.

"Es complejo, porque el consumo no es solo en los boliches, tambien consumen en las previas en sus propias casas o en la de los amigos y despues salen. Incluso, muchas veces, con el conocimiento de los padres, que "para controlar los efectos" los dejan tomar en las casas y que despues salgan. En los boliches se puede reforzar los cuidados, las inspecciones sobre la prohibicion de venta de alcohol a menores de edad, y controles al ingreso para evitar que entren alcoholizados y llamar a sus cuidadores en caso que esten con consumo (de cualquier tipo)", dice Bendel , quien es magister en infancia y actualmente  está trabajando como consultora exterior en infancia. 

"La prevencion tiene que ser integral. No alcanza con solo evitar que vayan al bolcihe o cuidar lo que consumen en el boliche", afirma la especialista.

"Las adolescentes están continuamente expuestas y mas alla de hablar de una sociedad que legitima ciertas practicas, también me parece que hay que hablar de una sociedad que no tiene ni prevención, ni castigo. Ahora empieza el desfile de jueces que van a juzgar a la victima en vez de a los victimarios y después le sigue lo de siempre, un juicio que demora años y que termina sin responsables", afirma Bendel.


"Otro tema a resaltar es que de nuevo ocurre frente a la vista de todos, igual que el abuso en grupo que cometieron en Palermo hace menos de dos meses. Impunidad total, desprecio por la vida del otro, por la ley, por todo", señala.

 


"Con relacion al consumo todos saben que siempre hay lugares donde se consigue a cualquier hora y le venden a cualquier edad. Fortalecer los controles y sancionar gravemente el delito de facilitacion y distribucion de sustancias. Hay un tercer eje que no se trabaja. Que es en las casas, cual es la postura que deben adoptar los padres o cuidadores para evitar o para abordar la problematica de consumo. Esta pata que se trabaja muy poco hace que cada uno haga lo q pueda. Y para muchos hacer lo que se puede es que ya que no pueden evitar el consumo, que  consuman delante de ellos", dice Bendel.

"Con relacion al abuso, en la medida que no hayan condenas significativas y sanciones significativas asi como un cambio total desde lo discursivo como desde el abordaje de victimas y victimarios, no creo que haya importantes cambios", señala.

Oscar Castelluci presidente de la Asociación Civil Martín Castellucci, quien fue asesinadopor patovicas en un boliche de Lanús, sostiene: "Siempre sigue vigente la disposición de los 18 años, salvo para las matinés (que ya no existen). Es una normativa que podría reveerse, pero es la que está. Los "empresarios" presionan para bajarlo a los 16, pero el problema entonces sería el del consumo de alcohol".

"Creo que todo debiera reverse con algún criterio que no sea el del mero negocio, pero a nadie le interesa. Yo estuve merodeando la idea de una nueva ley que abarque todas, o varias, de las cuestiones de los riesgos de la nocturnidad, pero me parece que a la inmensa mayoría no le interesa ¿Qué podrían hacer respecto de los abusos? Y, en principio, no dejar ingresar a los menores. Y generar mejores condiciones de suguridad interna, pero esto es una utopía, porque es parte del negocio. Como verás, a esta altura, estoy un poco desesperanzado" , sostiene el papá de Martín que luchó muchos por los cambios en la noche para que sea más segura. 

"Nadie controla. Es un disparate, pero es así. Ninguna normativa se cumple en la nocturnidad.
 Los "empresarios" arrasan con toda normativa y el estado (sobre todo los muncipales) miran para otro lado. Encontrás algún nivel de interés en las instancias superiores (provincia, nación), pero en el territorio, sordos, ciegos y mudos"
, agrega.

El abogado Juan Pablo Gallego, especialista en abuso sexual infantil,  sostiene: "Creo que el boliche tiene  responsabildad. Si la víctima podía ingresar, y por qué se la sacó: porque estaba alcooolizada, si porque era menor, si porque s e enteraron del abuso  Lo que hacen los boliches  es una vez que saco a la gente a la calle el problema no es mio. En lo personal creo que no es así menos cuando se trata de menores de edad". 

"No es responsabilidad de los adolescentes. Lo que fallan son los controles. Hay dos cuestiones la falta de control y el consumo excesivo del alcohol. No hay campañas de prevención, está aceptado socioalmente", dice Nora Schulman- Presidenta de CASACIDN.

 

 Crónica Policiales: todas las noticias de hoy

 

 

 

Ver comentarios