"Las mató fríamente, lo calculó. Es un violento que las mató sin piedad", dice a Cronica.com.ar Patricia Rivera hermana de María Laura Rivera y tía Marianela Loreley Rivera víctimas de femicidio cometido el 18 de febrero de 2020 en Ingeniero Budge en la casa en que vivían.

El miércoles comienza el juicio por jurado en los Tribunales de Lomas de Zamora en el que será juzgado Miguel Alexander Sosa, ex de Marianela con el que tenía un hijo en común.

 

"Ellas dormían la siesta en la habitacion de Mayu, con  los dos bebés el hijo de mi hermana y el hijo de mi sobrina, cuando el interrumpió en la casa de ellas discutió con mi hermana y empezó a dispararles sin contemplación. Las mató como si nada las mato sin asco", relata Patricia.

"Mi sobrina sufría violencia de género. Les arrebató la vida con más de 14 tiros a cada una. No conforme con eso, intentó matar a mi hijo y a mí pero ya no tenía más balas. Y se escapó", recuerda la Patricia. Horas más tarde quedó detenido. Laura tenía 44 años, que tenía dos hijos chicos que estaban en el lugar,  y Mayu como le decían en su familia, tenía 24 años y un bebé.

Laura defendió a su hija Marianela y las mató a las dos .

"Esperamos que se se lo condene a cadena perpetua por el doble homicidio de mi hermana y mi sobrina", reclamó la mujer que junto a  todo la familia estará presente en el jucio

"Mi sobrina lo había denunciado. Estuvieron juntos mas o menos tres años. Ella era muy buena con toda la familia, muy familiera con todas sus tías. Amaba a su abuela", sostiene la tía, quien señala que ellos no sabían lo que padecía"Solo en el último tiempo cuando mi sobrina lo denunció cuando la había golpeado", agrega.

Resalata que "no lo querían en mi familia. Conmigo chocaba mucho por qué yo lo echaba de la casa de mi mamá"

La familia reclama que sea condenado a prisión perpetua.


Desde ese día la vida cambió para siempre. "Difícil. Es muy duro. No nos acostumbramos a estar sin ellas, las extrañamos muchísimo. Mi madre tiene altos y bajos constantemente. A veces está bien y muchas veces mal, muy triste. Se extraña sus voces, sus risas .Miramos a sus hijos y el parecido con ellas. Es muy difícil seguir sin ellas", afirma Patricia.

Los hijos de Laura, que hoy tienen 14 y 3 años están con su papá. El de Mariela con otra de sus tías, la que era su madrina.

"Él dejó una familia destruida y a criaturas sin sus madres. Él siendo el padre de uno de esos niños, mató a su madre y a su abuela”, dice Patricia.

Llegó tarde el Estado porque ella lo había denunciado por violencia antes. A ellas no nos las devuelven más, el dolor nos queda marcado para toda la vida, a nosotras y a sus hijos”, afirma. 

Sosa será juzgado por el delito de “homicidio agravado por relación de pareja y por mediar violencia de género” y por “homicidio agravado por mediar violencia de género y criminis causa”. El Tribunal Oral en lo Criminal (TOC) 7 de Lomas de Zamora.

 

Según la fiscalía, Sosa se presentó en el domicilio y comenzó a agredir a Marianela. En ese momento, se interpuso Laura para defenderla pero el acusado sacó una pistola Bersa 380 y disparó contra la madre y su hija, quitándoles la vida.

 

 Crónica Policiales: todas las noticias de hoy

 

Ver comentarios