Un hombre de 33 años denunció que fue salvajemente atacado a la salida de un boliche en la ciudad bonaerense de La Plata.

Lucas Nudelman podría perder la visión luego de la paliza que recibió el sábado pasado por parte de un grupo de patovicas del local bailable "Mute", en 13 y 47. 

El joven fue echado violentamente del boliche tras protagonizar un incidente menor. Luego de hacer la correspondiente denuncia contra los dueños del lugar y el personal de seguridad, Nudelman difundió lo ocurrido. 

"Los patovicas me molieron a piñas como a un animal", dijo en las redes sociales junto a una foto donde se lo ve con la cara desfigurada. 

La víctima contó que fueron tres los custodios que lo agredieron y que podría perder uno de sus ojos a raíz de una fractura en el cráneo más otra lesión en la retina.

"Solo había ido a bailar y a escuchar una banda d. música. Todo empezó cuando choqué a una persona mientras bailaba. Me llamaron la atención, luego no sé por qué me agarraron del cuello, no podía respirar y obviamente me tuve que defender. A causa de esto, me agarró otro del cuello, mientras otro me pegaba en la cara", relató en Facebook.