La diputada nacional Elisa “Lilita” Carrió utilizó este domingo las redes sociales para denunciar "cambios y manipulación de votos en la Cámara de Diputados" durante la sesión de la semana pasada, en la que se aprobó el proyecto de legalización del aborto.

La líder de la Coalición Cívica sostuvo que en la madrugada de aquel debate sobre el aborto se mostró "lo peor de la política mediocre y corrupta de los últimos años".

"Los cambios y manipulaciones de votos en Diputados por la madrugada mostraron lo peor de la política mediocre y corrupta de los últimos años", dijo Carrió en el primero de los tres puntos que presentó sobre la “madrugada del jueves”, y que publicó esta tarde en las redes sociales.

"A los que quedan sin esperanza, a los que se sienten traicionados, los llamo a llorar en silencio, a cambiar las cosas y cambiar Cambiemos, en la unidad de la república posible”, dice en Twitter la diputada de la Coalición Cívica, una de las principales aliadas del Gobierno.

"A los desesperanzados: les escribo este mensaje con mucho dolor y con mucha esperanza", remarcó Carrió. 

"Cuando señalé al interbloque que era el ’último sacrificio’, era para decirles que la Coalición Cívica no está acostumbrada a la mugre política de las madrugadas, y queda claro que mi actitud fue no interferir en la conciencia de nadie, pero quebrar conciencias es una inmoralidad política, mugre, que me hastía desde muchas décadas, eso no es república”, sentenció la líder de la Coalición Cívica.

Durante la sesión, que arrancó el miércoles con los primeros alegatos y se prolongó durante la madrugada del jueves, hasta la votación final a media mañana, Carrió no disimuló su fastidio.

"Que le quede claro a todo Cambiemos, la próxima rompo", había advertido la líder de la Coalición Cívica en el recinto a sus compañeros del interbloque oficialista.

Minutos antes, había aclarado que prefería no hablar en la sesión, algo que la diputada no tiene por costumbre, "para no romper Cambiemos"

Tras la media sanción de la ley, el presidente Mauricio Macri la recibió el viernes en la Quinta de Olivos, donde la legisladora tocó temas que hacen a la producción y competitividad de las pymes, y el encuentro quedó plasmado en una foto, en la que ambos posaron sonrientes.

Dos días después, Carrió marca posición respecto del aborto con esta carta pública de tres puntos en la que, también, reservó algunos párrafos para opinar sobre los cambios en las carteras de Producción y de Energía. 

"Hay millones que no estamos en los extremos y descriminalizar a la mujer joven es necesario, pero la prohibición cultural también lo es", concluyó Carrió.