Las comisiones del Senado comenzaron este martes la consideración del proyecto a favor de la legalización del aborto, acordándose que las reuniones informativas se realizarán los martes y miércoles de cada semana, con alrededor de 60 exposiciones.

En un breve plenario de las comisiones de Salud (cabecera), de Justicia y Asuntos Penales y de Asuntos Constitucionales, realizado en el Salón Illia del Palacio Legislativo, quedó establecido el cronograma de reuniones, que finalizará el 1 de agosto con la firma de dictámenes.

El debate en el recinto de sesiones se realizará el 8 de agosto, como se acordó la semana pasada en reunión de jefes de bloque, para debatir sobre la media sanción de Diputados a favor de la interrupción voluntaria del embarazo hasta las 14 semanas de gestación.

A propuesta de los senadores, habrá unos 60 invitados para exponer sobre el polémico tema, incluyendo a médicos, constitucionalistas, ex legisladores y funcionarios nacionales, especialistas en la materia y representantes de organizaciones no gubernamentales.

Las reuniones informativas se desarrollarán los martes a partir de las 14 y los miércoles desde las 10, por lo que no habría sesiones del cuerpo durante el corriente mes.
 

Tendrán la palabra

La lista de expositores -todavía abierta- fue confeccionada por los presidentes de las tres comisiones, Mario Fiad ( Salud), Pedro Guastavino (Justicia y Asuntos Penales) y Dalmacio Mera (Asuntos Constitucionales).

En la nómina se incluyó al ministro de Salud, Adolfo Rubinstein y al ex titular de esa cartera durante el gobierno kirchnerista, Ginés González García. También lo harán el ex senador nacional Eduardo Menem y Pedro Cahn, de la Fundación Huesped, entre otros.

Habrá además representantes de la Campaña por el Aborto Legal, Seguro y Gratuito y también de entidades que se oponen a la legalización del aborto.
 

Algunas posturas

Durante el plenario, las senadoras antiabortistas Magdalena Solari Quintana (Frente de la Concordia Misionero), Inés Brizuela y Doria (radical) y Cristina Fiore (Pares) propusieron llevar el debate al interior del país, tema que quedó a resolución de los presidentes de las comisiones.

El peronista Miguel Pichetto, quien adelantó que votará a favor de la iniciativa aprobada por Diputados, no acompañó esa postura, señalando que se debe “garantizar un debate democrático y representativo”.