En otra revelación pública de activos financieros ocultos en paraísos fiscales de diversas personalidades a nivel mundial, en las últimas horas trascendió una investigación periodística que involucra a los presidentes de Rusia, Vladimir Putin; de Chile, Sebastián Piñera; y de Ecuador, Guillermo Lasso; el ministro de Economía de Brasil, Paulo Guedes, y los cantantes Julio Iglesias y Shakira, entre muchos otros. Se trata de un nuevo caso de empresas offshore que en varios casos pudieron tener fines de evasión impositiva.

El informe fue bautizado como Pandora Papers, y tiene como antecedente otro denominado Panamá Papers, que trascendió en 2016. Estúvo a cargo del Consorcio Internacional de Periodistas de Investigación (ICIJ, en inglés), que involucró a unos 600 profesionales de 117 países y de decenas de medios, incluidos el estadounidense The Washington Post y el británico The Guardian.

Entre los argentinos mencionados en el nuevo reporte figuran Mariano Macri, hermano del ex presidente Mauricio Macri; el fallecido Daniel Muñoz, quien fuera secretario privado del presidente Néstor Kirchner; Zulema Menem, hija del ex presidente Carlos Menem; el futbolista Ángel Di María; el ex futbolista Javier Mascherano, y los empresarios farmacéuticos Hugo Sigman y Marcelo Figueiras.

El ICIJ adelantó que en los documentos filtrados hay menciones a 2.521 beneficiarios finales argentinos, lo que ubica a nuestro país por debajo solamente de Rusia (4.437) y del Reino Unido (3.501). Asimismo, se indicó que serían unos 200 los empresarios argentinos nombrados, cuyas identidades se irán difundiendo en los próximos días.

En el caso de Mariano Macri, el hermano menor del ex presidente, se informó que controló una sociedad offshore radicada en Belice que hasta ahora no se informó ante la Administración Federal de Ingresos Públicos (AFIP).

Se trata de TNB Investments Limited, una firma que se creó durante los primeros días de 2016, cuando Macri llevaba apenas cuatro semanas en la Casa Rosada. TNB Investments Limited se constituyó con un capital inicial de 50.000 dólares y permaneció activa hasta julio de 2018.

Amplitud del informe

De acuerdo a lo informado, este trabajo implicó la filtración de 11,9 millones de documentos de 14 empresas de servicios financieros de las Islas Vírgenes Británicas, Panamá, Belice, Chipre, Emiratos Árabes Unidos, Singapur o Suiza.

En los registros figuran más de 330 altos funcionarios o exfuncionarios de 91 países. De ellos, 35 son jefes o ex jefes de Estado, incluidos 14 de América latina.

Entre los posibles implicados aparecen el ex primer ministro británico Tony Blair, el antiguo director gerente del Fondo Monetario Internacional (FMI), Dominique Strauss-Kahn, el rey Abdalá II de Jordania; la modelo Claudia Schiffer, y el entrenador de fútbol Josep Guardiola.

En total, el ICIJ estableció vínculos entre activos offshore y 336 altos ejecutivos y políticos, que crearon cerca de 1.000 empresas, más de dos tercios de las cuales se encuentran en las islas Vírgenes Británicas.

Los documentos filtrados podrían impulsar causas por delitos de corrupción, blanqueo de capitales o evasión fiscal, aunque en su mayoría son prueba de operaciones legales para crear empresas para comprar propiedades.

Ya han surgido repercusiones, en algunos casos desmentidas, desde los entornos de muchos de los mencionados en el informe.

En la Argentina, fuentes de Laboratorios Richmond de Figueiras indicaron que el ICIJ ha podido corroborar con documentos que la cuenta que figura en los Pandora Papers se encuentra correctamente declarada ante las autoridades tributarias.

Antecedentes

Los Pandora Papers siguen la ruta de filtraciones de documentos como los Archivos FinCen, los Paradise Papers, los Panamá Papers y LuxLeaks, pero la ICIJ aseguró que la última es la mayor filtración, con 14 fuentes, casi 12 millones de archivos y casi tres terabytes de datos.

"Nunca ha habido algo a esta escala y muestra la realidad de las empresas en paraísos ficales utilizadas para esconder dinero y evitar pagar impuestos", destacó el vocero de ICIJ, Fergus Shiel.

"Utilizan las cuentas y empresas en paraísos fiscales para comprar cientos de millones de dólares en propiedades en sus propios países, para enriquecer a sus familias a costa de sus ciudadanos", agregó. La investigación "abre una caja de muchas cosas", lo que da nombre de Pandora a la filtración.

En 2016 el ICIJ filtró la investigación Panamá Papers, respaldada por 11,5 millones de documentos procedentes del estudio panameño Mossack Fonseca, que reveló que líderes políticos, funcionarios de altos cargos y celebridades habían contratado servicios de este bufete para crear sociedades extraterritoriales presuntamente para evadir impuestos.

Esaa documentación involucró a varias personalidades, entre ellas 148 políticos provenientes de 50 países. Debido al daño económico y de reputación causado por esta fuga de datos, e estudio se vio obligado a cesar su actividad en marzo pasado.

Ver comentarios