Cuando en mes de mayo sellaron una paritaria del 35% para la administración pública, aún no había comenzado la cruzada del gobierno nacional para que "los salarios le ganen este año a la inflación", como suelen repetir con insistencia en las últimas semanas los funcionarios del Frente de Todos. Los gremios le dieron la bienvenida a la intención de recuperar el poder adquisitivo con el acuerdo que firmó Camioneros del 45% y ahora se abren camino las revisiones para aquellos que quedaron por debajo de ese techo.

Dos meses atrás, el gobierno acordó un aumento del 35% distribuido en seis tramos para la paritaria 2021-2022 en el marco del convenio colectivo de trabajo para el empleo público nacional. Las cuotas se iban a pagar de la siguiente manera: 10% en junio, 5% en agosto, 5% en septiembre, 4% en diciembre, 6% en enero y 5% en febrero. 

Pero las últimas mediciones oficiales del Indec sobre la inflación indicarían que la suba de precios acumulada en el primer semestre del año es casi del 25% promedio. Se suma la cercanía de las elecciones legislativas donde la capacidad de compra de los trabajadores y de los jubilados será uno de los principales reclamos en las urnas tras varios años de crisis económica profundizada por la pandemia del coronavirus, para finalmente tener como resultado una rápida reacción del gobierno nacional para mejorar la situación.

Hoy, el secretario general de Unión Personal Civil de la Nación (UPCN), Andrés Rodríguez, confirmó en diálogo con El Destape Radio que la paritaria de los empleados del Estado se reabrirá el próximo 19 de agosto, cuatro meses antes de lo que estaba previsto, y estimó que en la futura negociación "puede haber un incremento del porcentaje acordado o un adelantamiento de las cuotas” para efectivizar el incremento.

Son las dos opciones que barajan otros gremios que están en la misma situación. Por ejemplo, los docentes universitarios que están a la espera de su turno. Antes, Bancarios fue uno de los primeros en concretar su revisión cuando a fines de junio acordó 45% de incremento de sus paritarias, mientras a comienzos de año había firmado 29%.

Rodríguez contó que ayer se reunió con el ministro de Trabajo, Claudio Moroni, y la secretaria de Gestión y Empleo Público, Ana Castellani, y acordaron “adelantar para agosto lo que estaba previsto para noviembre, que era la revisión de las paritarias”.

“Entonces, esa será la fecha para reabrir la paritaria para discutir si actualizamos el índice de incremento salarial”, reafirmó el dirigente, y aseguró que “hay sectores en el Estado que llegaron al 40 por ciento de incremento”.

Sobre las próximas negociaciones con el Gobierno nacional, el gremialista indicó que “hay varias maneras de mejorar la situación ya sea con un porcentaje más elevado o también con el adelantamiento de cuotas”. La cuestión se definirá en esa reunión del 19 de agosto en la que también develará si los estatales nacionales consiguen una mejora anual más cercana al 40% o al 45%.

Por su parte, Moroni se refirió hoy a la cuestión salarial al finalizar la reunión de gabinete económico que encabezó el jefe de gabiente nacional, Santiago Cafiero, como todos los miércoles por la mañana en Casa Rosada. El ministro de Trabajo reiteró al retirarse del encuentro y dialogar con la prensa que el planteo del Gobierno es “que los salarios le ganen a la inflación” y aseguró que “en el caso de los privados, a medida que lo pautado empiece a perder con los precios, lo que se incentivará es la reapertura de las negociaciones” como ya sucedió con Bancarios.


“Hay negociaciones nuevas que ya están trabajando con nuevos valores, dijo Moroni y sostuvo que se trabaja “en torno al 40, 41, 42, y 45%”.

El gabinete económico se reunió este mediodía en el Salón de los Científicos, y algunos de sis habituales participantes estuvieron conectados a través de videoconferencia o ausentes, como el ministro Martín Guzmán, quien participará de la reunión del G-20 en Italia.