Un camello consoló a su dueño luego de ausentarse por la muerte de su hijo y ese emotivo video se viralizó a través de las redes sociales.

Lo llamativo de la grabación es como el animal supo detectar la tristeza del hombre y corrió raudamente a envolverlo con su cuello en un abrazo interminable.

Según especialistas, el abrazo es el mayor gesto de protección y cariño para los mamíferos artiodáctilos y no sólo hacen con los cuidadores, sino también con sus crías.

Lo que salió a la luz estos últimos días es la historia de la relación entre ambos. Mohammed bin Shoushan al-Sabaii lo había vendido hace siete meses, pero cuando fue a ver un desfile, el camello lo vio entre la multitud, se abrió pasó furiosamente y se paró delante de él para demostrarle su cariño. 

Cuando visitaba un desfile, el camello reconoció su voz entre la multitud y se abrió paso a través de los coches y los atónitos visitantes para abrazar a su antiguo amo.