A un comerciante español, de 84 años, la Navidad le trajo el mejor regalo: ganó el Gordo de la lotería. Sin embargo, no pudo disfrutarlo, ya que murió horas después de cobrar el premio. El protagonista de esta historia es José Luis Rodrigo López, un histórico comerciante de Huesca, que se sorprendió al ver revuelo en una agencia de lotería. Cuando entró a ver qué pasaba, vio que el número ganador era el 03.347 y el propietario era él. "No lo puedo creer", exclamó. Los 20 euros que había invertido en un décimo del cartón se habían convertido en 400.000.

Al día siguiente cobró la plata. Todo era felicidad, pero esa misma noche comenzó a sentirse mal. Su familia lo llevó hasta el Servicio de Urgencias del Hospital San Jorge de Huesca, donde los médicos que lo atendieron no pudieron hacer nada para salvarlo y a las pocas horas se murió.

Todo el pueblo lloró la muerte de este hombre, propietario de Almacenes Rodrigo, una tienda especializada en ropa de mujer, hombres y jóvenes que abrió junto con su padre y su hermano en 1949. El lugar funcionó durante más de 60 años, hasta que decidió cerrarlo en 2011. Por allí pasaron varias generaciones de sus vecinos, que nunca lo olvidarán.

Ver más productos

#ElChacal, el personaje que te informa.

Cómo surgió #ElChacal, el personaje que te informa y divierte

Francisco inédito: el silencioso camino de fe que lo llevó hasta el Vaticano

Francisco inédito: el silencioso camino de fe que lo llevó hasta el Vaticano

En cronishop.com.ar podés encontrar algunos de los mejores vinos y espumantes del mercado.

¿Cómo atraer a los Millennials al mundo del vino?

Ver más productos