Julio Buffarini, recientemente contratado por Boca, había dicho que si volvía a jugar en la Argentina lo haría sólo en San Lorenzo. Eso fue verdad. Hasta que él y su representante escucharon lo que les dijo el presidente Matías Lammens.

Crónica pudo reconstruir de fuentes confiables la trama de la pelea que lo llevó a decidirse por el Xeneize. Y la frase “hiriente” del mandamás de Boedo que lo catapultó a ser jugador xeneize y luego empezó la bronca de los hinchas cuervos y la dirigencia. 

Lammens se quedó con "el 15% de mi venta, le pedí aumento, me forreó, me dijo 'vos venís de la B'. Ahora salió a decir que le mandó una propuesta a mi representante. Sólo llamó para decir que ellos querían quedar bien parados. Y que ese puesto está muy bien cubierto, que no gastaba plata ni en pedo para traerme", aclaró Buffa.

A su vez, agregó que el presidente del Ciclón "dijo que yo tenía 29 años, que Salazar y el chileno Díaz estaban por encima mío. Después dijo que mandó una propuesta igual que la de Boca. Es mentira".

Un nuevo round de la escandalosa "batalla" entre Buffarini y Lammens.