"Lo que yo soñaba para el club era contar con un plantel competitivo, con leones adentro y afuera de la cancha, y eso es lo que tengo", reconoció Holan cuando la victoria frente a los paraguayos era historia reciente.

"Por eso hoy preferí guardar algunas alternativas y darle 90 minutos a Emanuel Gigliotti, que ya venía entrando bien, y a (Juan Manuel) Martínez, que necesitaba ritmo de juego", apuntó.

Y al respecto sostuvo que le agradó "la convicción y la pasión con que el equipo juega, y que ellos dos hayan convertido es algo muy bueno".

Y sobre las semifinales de Sudamericana que se vienen, destacó a Libertad, también de Paraguay, como "un rival muy duro, con jugadores de experiencia, buen juego aéreo y delanteros muy peligrosos como Santiago Salcedo y Oscar Cardozo".

"Pero para llegar a esa semifinal hoy había que jugar como correspondía, porque nunca hay nada definido. Y precisamente así, jugando seriamente, fue que se pudo ganar", completó.