El sueño de Thiago es visitar la Bombonera y saludar al plantel.

Thiago Boneiro, oriundo de la localidad bonaerense de Tres Arroyos, tiene 11 años y lucha contra el cáncer desde sus primeros meses de vida. Su larga pelea le costó la vista pero no piensa bajar los brazos. En un video, manifestó su sueño de visitar la Bombonera y saludar al plantel de Boca. Las imágenes llegaron al presidente del club, Daniel Angelici, quien se comprometió a cumplir su deseo a través de Twitter.

El pequeño fanático Xeneize, manifestó en un video que si conocía a los jugadores de Boca y a Guillermo Barros Scheletto, estaría más fuerte para pelearle al cáncer. "Yo quiero conocer a Benedetto. Al Pipa y a Guillermo, ese es mi sueño", dijo.

 

 

Las imágenes llegaron a Daniel Angelici, y, a través de Twitter, se comprometió a cumplirle su sueño.

 

 

Cuando Thiago tenía a penas unos meses de vida fue derivado al Hospital Garrahan donde le diagnosticaron cáncer. Hoy, el nene tiene tres tipos de tumores malignos. Los médicos aseguran que pocas veces ocurren estas cosas y expresaron a los padres del pequeño que le cumplan sus sueños porque la medicina a hizo todo lo que tenía a su alcance.  

Cuando Thiago tenía dos años, le detectaron un tumor en el ojo y debieron extraerlo. "Tuvieron que cerrarle un ojito porque, de lo contrario, (el tumor) se iba al cerebro. Había que decidirlo rápido, es muy duro, pero no quería arriesgar su vida. Creí que había terminado todo ahí pero no…" contó su madre.

Luego, la enfermedad se trasladó a su otro ojo y, aunque a su madre le preocupaba que el nene quede ciego, priorizó su vida.