Impensado. La camioneta del otro lado de la autovía.
Según testigos, el conductor de la camioneta venía a alta velocidad y zigzagueando sobre la avenida Lugones, la cual exige una velocidad máxima de 100 km/h, cuando se encontró con un camión que estaba detenido sobre la autovía y tuvo que realizar una inesperada maniobra que, sumado al asfalto mojado por la lluvia, provocó que su vehículo impacte contra el rodado de gran porte y comience a girar en trompo hasta chocar contra el parante de contención que delimita la avenida. Sin embargo, el wayrail no contuvo a la camioneta y ésta lo sobrepasó hasta terminar del lado de las vías del ferrocarril Belgrano Norte.

Por su parte, el conductor del camión  perdió el control tras recibir el impacto de la camioneta y terminó chocando a otros dos autos que transitaban sobre Lugones.

Sorpresivamente hubo un sólo herido, una mujer embarazada que fue trasladada con heridas leves al nosocomio más cercano.