El perrito que conmovió a todo el país.

Las imágenes del cachorro Chocolate de apenas tres meses de vida, con heridas explícitas por un despellejamiento y posterior muerte, conmovieron a muchos en enero pasado. El caso ocurrido en la ciudad cordobesa de San Francisco llegó a todo el país por la sensibilidad del mismo. Tal es así que la Fundación Bio Animalis ofició de querellante para que la Justicia resolviera quién fue el culpable.

El can perdió la vida el pasado 10 de enero luego de haber sido encontrado con graves heridas en una vivienda del barrio La Milka. Por el suceso, muchas personas se manifestaron en marchas en contra del maltrato animal.

La novedad del caso es que el expediente finalmente fue elevado a juicio oral esta semana, según confirmaron desde la querella. 

El único imputado por el hecho es Germán Gómez. La jueza de control María Teresa Garay rechazó el planteo de oposición interpuesto por Gómez. En agosto pasado, el fiscal Oscar Gieco había solicitado la elevación a juicio, pero la defensa del acusado se opuso. Por este motivo, debía resolver la cuestión el Juzgado de Control. Tras esta decisión, el abogado de Gómez no apeló ante la Cámara por lo que la situación de elevación a juicio quedó firme, informó La Voz del Interior.

Gómez está sindicado como presunto autor de los delitos de malos tratos y crueldad animal, además de violación de domicilio.

Ahora se abre otra etapa probatoria, y no se descarta que desde la defensa se solicite una probation o un juicio abreviado.
 

Rescataron un perro e imputaron a la dueña

Luego de que vecinos del barrio porteño de Caballito denunciaran el caso, personal de la Gerencia de Protección Animal del Gobierno de la Ciudad de la Ciudad de Buenos Aires, rescató un perro con visibles secuelas de maltrato físico y abandono. El can estaba atado en la terraza de un taller mecánico.

El can rescatado.

El operativo fue requerido el juez Pablo Casas, a cargo del Juzgado Penal, Contravencional y de Faltas N°10 de la Ciudad, a instancias del pedido del fiscal Matías Michienzi, titular de la Unidad Fiscal Especializada en Materia Ambiental, quien lo solicitó debido a las advertencias de los vecinos de la zona. 

La dueña fue imputada por los delitos de maltrato y crueldad animal, enfrenta penas que van de quince días a un año de prisión.

Tras numerosas denuncias de los vecinos, la Fiscalía de la Ciudad rescató a un perro con evidentes secuelas de maltrato físico, que se encontraba abandonado y atado a una cadena en la terraza de un taller mecánico ubicado en el barrio de Parque Chacabuco. Asimismo, su dueña fue imputada por los delitos de maltrato y crueldad animal.