Un hombre de 61 años murió este sábado en la habitación de un hotel alojamiento, ubicado a tres kilómetros al oeste de Simoca, en Tucumán

Según fuentes policiales, alrededor de las 15.30 horas de este sábado, un llamado de una mujer advirtió la existencia de un cuerpo sin vida en el hotel instalado sobre la ruta 325, que la citada ciudad con la nueva traza de la ruta 38.

Personal del "telo" le informó a los agentes que, unos minutos antes, una mujer había dejado el lugar asegurando que había mantenido una discusión con su pareja y que ésta saldría más tarde.

Sin embargo, luego de revisar la habitación número tres, se encontraron con los restos sin vida del huésped. Al ser revisado por una médica, se constató que había fallecido por un infarto de miocardio.

La Policía busca a la pareja del hombre para que pueda prestar declaración sobre lo ocurrido minutos antes del deceso.