El ministerio de Turismo y Deportes facultó este sábado a los agentes de viaje a atender al público exclusivamente por canales electrónicos por el término de 30 días, a fin de evitar el contacto físico y la propagación del cononavirus.

De tal manera, quedó establecido en la resolución 125/2020 de la cartera que conduce Matías Lammens, que fue publicada en el Boletín Oficial.

La medida precisa también que los agentes de viaje deberán informar a los turistas con quienes tengan contratos con prestaciones pendientes los canales electrónicos de atención y exhibirlos con claridad en la puerta de acceso de sus locales.


También se establece que esos canales de atención deberán ser informados a la Dirección Nacional de Agencias de Viajes en forma previa a la suspensión de la atención al público en sus locales.

La resolución determina que “el incumplimiento de estas obligaciones” derivará en sanciones pecuniarias y suspensiones para operar.

Por último, en su artículo 4°, se determina que “sólo podrán compartir sus estructuras funcionales hasta 2 Agentes de Viaje por local”.