La conducción de la Federación Sindical de Profesionales de la Salud ( Fesprosa), a cargo de Jorge Yabkowsky, decidió este jueves paralizar las tareas el 29 de mayo para sumarse a la huelga de la CGT, a la que ya adhirieron la Central de los Trabajadores de la Argentina Autónoma ( CTAA) y otros espacios.

"La Fesprosa parará desde una posición independiente y reafirmará el 29 su autonomía frente al Estado, los patrones y los partidos políticos", dijo Yabkowski en un comunicado.

La organización respaldará ese día a la Unión de Trabajadores de la Salud (UTS regional Córdoba) en la movilización prevista en la provincia por los 50 años del "Cordobazo".

La Federación dispuso que en el marco de la CTAA bregará por "la unidad amplia y en la calle del movimiento obrero para enfrentar las políticas de ajuste del gobierno nacional y del Fondo Monetario Internacional (FMI)"

"El agravamiento de la situación económico-social, la caída del salario real y el aumento de los despidos exige la acción unificada, activa y movilizada del movimiento obrero", señaló, y agregó que ratificará sus reclamos por "un ingreso idéntico a la canasta de consumos básicos, el 82 % móvil, el cese de la precarización laboral, la derogación de Ganancias y una paritaria nacional de salud".

El dirigente médico sostuvo que no obstante "sus límites e insuficiencias, la jornada del 29 expresará el malestar y la voluntad de lucha de toda la clase trabajadora".