Un auto de la escolta de la autoproclamada presidenta interina de Bolivia, Jeanine Áñez, golpeó este jueves a un ciego al llegar al palacio de gobierno en La Paz, quien tuvo que ser trasladado a un hospital.

Tras detenerse en el Palacio Quemado, uno de los autos de la escolta presidencial golpeó en el brazo a Genaro Limachi cuando un funcionario abrió la puerta para bajar, informó el equipo de seguridad de la mandataria mediante un comunicado.

"Genaro Limachi se encuentra en buen estado de salud, pero a efectos de obtener un diagnóstico médico, está siendo trasladado a un hospital para ser atendido", detalló la nota citada por la agencia de noticias EFE.

Según señalaron, Limachi "se asustó con el grito de alerta de una señora" y corrió de frente, pero no pudo evitar el impacto del coche.

LEÉ TAMBIÉN: Evo Morales calificó como un "montaje" al video que lo involucra en la organización de bloqueos

Áñez, que se encontraba en el auto oficial que iba detrás, se acercó a la víctima y tras conversar con él, pidió que fuera atendido en la sede del gobierno boliviano.

El accidente ocurrió en un momento de máxima tensión en el país andino, sumido en una crisis desde las elecciones presidenciales del 20 de octubre.

Las denuncias de fraude en los comicios desataron una ola de protestas que provocó la renuncia forzada del ex presidente Evo Morales el pasado 10 de noviembre, luego que las fuerzas armadas le retiraran su apoyo y "sugirieran" su dimisión.

LEÉ TAMBIÉN: Crónica en Bolivia: Una tierra abonada por la bondad, en su peor hora

Tras denunciar "un golpe de Estado", Morales tuvo que partir al exilio a México, y ante el vacío de poder, Áñez asumió el cargo de presidenta sin el apoyo del Congreso.

Esta situación sacó a las calles a los seguidores de el ex mandatario que exigen la renuncia del gobierno interino.

Los disturbios, enfrentamientos, actos de violencia y represión desde el estallido de la crisis dejaron en Bolivia una resultado de más de 30 muertos.

Ver más productos

La iglesia recuerda hoy a santa María Crucificada de Rosa.

La iglesia recuerda hoy a santa María Crucificada de Rosa

Esta frase surgió en una reunión de gabinete económico con el Presidente.

Para el gobierno "el pueblo no tiene por qué pagar otra vez un préstamo"

Los feligreses demostraron la devoción por la Virgen en su día (Carlos  Ventura - Diario Crónica)

Ceremonia impregnada de espíritu bergogliano

Ver más productos