Esta semana, tres personas de la misma familia quedaron detenidas luego de que la policía española lograse desentrañar un complejo plan para estafar a un hombre de noventa años. Para conseguirlo, incluso una de las implicadas llegó a casarse con él.

Todo comenzó cuando el estafado, oriundo de Galicia, fue hasta una inmobiliaria de Benidorm para comprar un inmueble. Allí conoció al propietario del local, y le compró una vivienda de 170 mil euros que abonó en efectivo.

Este detalle no pasó desapercibido para el negociante quien al conocer además que se trataba de un hombre soltero, sin hijos y con una buena posición económica, decidió urdir un plan. Para ello contó con la complicidad de su suegra, de 84 años de edad, a quien se la presentó y poco tiempo después, ambos ancianos se casaron.

El matrimonio, en régimen de gananciales, tuvo lugar en el mes de mayo del año pasado y unos meses después de la unión, alrededor de junio, los acusados ya habían conseguido el acceso para realizar gestiones económicas de la víctima.

Incluso, el agente inmobiliario convenció al nonagenario para invertir en la compra de otra vivienda valorada en 100 mil euros y éste le entregó en efectivo 30 mil. Lejos de iniciar los trámites para la adquisición de la casa, los presuntos estafadores transfirieron de forma online más de 70 mil euros desde la cuenta de la víctima hacia la de ellos en concepto de depósito por la compra.

Sin embargo, nunca llegaron a comprarla ya que faltaban 30 mil euros para completar el importe de la residencia. Pese a que el negocio se había caído, ellos no devolvieron el dinero a su legítimo dueño y lo repartieron en varias cuentas bancarias a las que la víctima no tenía acceso y nunca pudo recuperar.

Tras las investigaciones del Grupo VI de la Policía Judicial, de la Comisaría de Benidorm, se logró reunir la documentación correspondiente y destapar el engaño. Detuvieron a tres personas, dos de las cuales pasaron a disposición del Juzgado de Instrucción de Guardia de Benidorm y un tercero que quedó en libertad, con cargos.