El libanés Michael Haddad vio como su vida dio un giro de 180 grados con tan solo seis años. Un grave accidente dejó el 75% de su cuerpo paralizado, pero él encontró la fuerza para dar inicio a una nueva vida. 34 años después, el deportista, activista climático y Embajador Regional de Buena Voluntad para la Acción Climática de la ONU se dirigirá al Polo Norte en una misión de esperanza, con la bendición del Papa Francisco.

En febrero del 2022, Haddad emprenderá un inédito recorrido de cien kilómetros por el Ártico, hazaña posible gracias a los avances médicos y la investigación científica que hoy le permiten caminar con la ayuda de un exoesqueleto, una hazaña considerada médicamente imposible. Acompañado de un pequeño grupo de profesionales, Haddad visitará el Banco Mundial de Semillas en Svalbard, Noruega, en una elocuente llamada a la acción sobre la crisis climática.

Haddad recibió el libro del Papa en la embajada del Vaticano en Italia.

"Las personas con discapacidad representan el 15% de la población mundial. La crisis climática afectará sus vidas más que nadie en el mundo. Imagínense una inundación: la gente corre y los que van en silla de ruedas quedan atrapados", dijo Michael Haddad a la agencia de noticias AFP en una conferencia de prensa celebrada en la embajada de Italia en el Vaticano este viernes. Decidido a incentivar cambio, emprenderá una odisea de "entre 10 y 14 días" a uno de los lugares más afectados por el calentamiento global.

"Hemos llegado al punto sin retorno en lo que respecta al cambio climático", dijo Michael. "Pero al mismo tiempo, no podemos perder la esperanza".

Además de atleta y humanitario, Haddad se define como un hombre de fe. En su viaje al Polo Norte buscará plantar su propia semilla, una semilla de esperanza que debe "esparcirse por todo el mundo", y busca hacerlo llevándose consigo una edición del tamaño bolsillo del libro del Papa Francisco "¿Por qué tienes miedo? ¿No tienes fe?", que recoge las palabras más significativas pronunciadas por el referente cristiano durante la pandemia del coronavirus. Sin embargo, esta versión será ligeramente diferente, ya que fue bendecida por el mismo Papa Francisco.

El mensaje del Papa Francisco al mundo, en la palma de Haddad.

Esta será la primera vez que la palabra de Francisco llega al Polo Norte. Haddad recibió el libro del propio Francisco en la charla de este viernes, donde el Santo Pontífice cristiano repitió su eterno pedido y solicitó que el caminante "rece por mí en el Polo Norte".

Esta no es la primera misión de Haddad: como embajador de buena voluntad de la ONU para cuestiones ambientales, Michael ha pasado por numerosas misiones, desde caminatas cortas hasta maratones y escalada de montañas. Su próxima travesía se anunció a finales de 2019  y fue programada para 2020, pero el proyecto se pospuso debido al Covid-19 y se realizará en febrero del 2022.

Ver comentarios