Mamoudou Gassama, el joven malí que se hizo famoso por salvar a un niño de 4 años que colgaba de un edificio, recibió no solo un permiso de residencia, sino también un contrato de 10 meses para trabajar con los Bomberos de París.

Tras recibir el permiso de manos del prefecto del departamento de Seine Saint-Denis, en la periferia norte de París, Gassama se sumó para hacer servicio cívico en la Brigada de Bomberos de París.

El nuevo "héroe" de Francia dejó la prefectura de Bobigny, donde presentó su pedido de regularización, a bordo de un coche de los bomberos, indicó Pierre-André Durand, prefecto del departamento Seine Saint-Denis.

Mamoudou Gassama reconocido por su "acto de valentía"

"Estaba emocionado, es normal", comentó el prefecto, saludando nuevamente el gesto del joven recibido el lunes por el presidente  Emmanuel Macron, quien le prometió que dentro de un mes iba a recibir un documento de residencia por 10 años.

Escándalo con el padre del nene rescatado

Según la fiscal de París, François Molins, el hombre estaba entretenido con la aplicación "Pokemon Go" y por eso tardó más de lo debido en volver a su casa tras hacer las compras.

Ese juego, una sensación en 2016, fue foco de diversas polémicas por los peligros que podría acarrear a jugadores demasiado obsesivos que por prestarle atención podrían sufrir accidentes en la vía pública.

El juego, que utiliza la tecnología conocida como realidad aumentada, requiere mirar a través de la cámara del celular para encontrar, superpuestos a la realidad mostrada por la cámara, monstruos que hay que "cazar".