Tras el comunicado del Episcopado en el que anuncia que renuncia de manera progresiva a los aportes del Estado, Francisco sostuvo que  este viernes que a la  Iglesia "la mantienen los fieles".

De esta manera el Sumo Pontífice, en la misa matinal en la capilla de la Casa Santa Marta, advirtió: "A veces he visto -no aquí en Roma sino en otra parte- una lista de precios. ’Pero, ¿Cómo, los sacramentos se pagan?’. ’No es una ofrenda’. Pero si quieren dar una ofrenda -que la deben dar- que la pongan en la cesta de las ofrendas, escondido, que nadie vea cuánto dan”.

"También hoy hay este peligro: ’Pero debemos mantener la Iglesia’. Sí, sí, es cierto. Que la mantengan lo. fieles, pero en la cesta de las ofrendas, no con una lista d. precios”, subrayó el Papa. 

Más tarde aclaró que “esto nos llama la atención y nos hace pensar en cómo tratamos nuestros templos, nuestras iglesias. Si realmente son casa de Dios, casa de oración, de encuentro con el Señor, si los sacerdotes favorecen eso, o si se parecen a los mercados”

Por último, sostuvo que no hay que caer en la "idolatría del dinero" la cuál tiene sus bases en la corrupción: "El núcleo de la corrupción e. justamente una idolatría: es haber vendido el alma al dio. dinero, al dios poder. Así se es un idólatra".