Los grupos de rescate continúan buscando a más de 200 desaparecidos, luego de la muerte de 109 personas por la erupción del "volcán de fuego" en la ciudad de Guatemala. A la búsqueda se sumó Ignacio López, que intentó encontrar a su único compañero de vida, su perro.

La historia se conoció a través de Facebook, donde se lo ve a "Don Ignacio", como lo conocen sus amigos, llevar a su perrita "Brava" en brazos. La encontró entre los escombros de su vivienda, y pese al estado precario en el que se encontraba, reveló que su familia estaba bien ya que lograron salir a tiempo.

"Bendito mi padre celestial, está bien mi familia. Están quemados, pero están con vida", repetía. "Mi corazón está completo", agregó. Don Ignacio y su perrita se convirtieron en dos símbolos de la lucha contra el volcán.

El momento del rescate