El Papa se refirió en otras ocasiones a este drama en reiteradas ocasiones al hablar sobre los enfrentamientos violentos y brutales en la región de Kasai Central de la República Democrática del Congo.
 
En el Día Internacional contra el uso de niños como soldados, que conmemora la entrada en vigencia del Protocolo Facultativo de la Convención de Derechos del Niño, varias ONG exigieron a los Estados que pongan fin al reclutamiento de los menores en conflictos, pues más de 300.000 de ellos participan en una treintena de guerras, y que se establezcan los 18 años como la edad mínima para participar de cualquier fuerza armada, regular o irregular. 

Los niños combatientes es una práctica que se percibe a lo largo de toda la historia, pero en alguna guerras civiles, como las de República Democrática del Congo, Liberia y Sierra Leona, el porcentaje de niños reclutados por la fuerza llegó a ser el 70 por ciento del total de las milicias.

 

Francisco pidió “terminar con la demanda” en la lucha contra la trata

El papa Francisco afirmó hoy que si bien “arrestar a los traficantes de personas es un deber”, la “verdadera solución es terminar con la demanda” a nivel de explotación laboral y sexual y denunció a los clientes de prostitución.

"Es cierto que arrestar a los traficantes es un deber de justicia. Pero la verdadera solución es convertir los corazones, terminar con la demanda para liquidar el mercado”, planteó el pontífice en diálogo con participantes de la Jornada Mundial de reflexión contra la trata de personas.

"La conciencia real sobre el tema debe llevar la atención a la demanda de trata, que está detrás de la oferta. Todos debemos salir de la hipocresía y afrontar la idea de ser parte del problema en vez de mirar para otro lado proclamando nuestra inocencia”, reclamó en el encuentro en el Vaticano.

"Si hay tantas jóvenes que terminan en las calles de nuestras ciudades es porque hay muchos hombres que piden sus servicios y están dispuestos a pagar por su placer”, denunció Jorge Bergoglio

En ese marco, avanzó y se preguntó si “Los traficantes son la causa principal del problema de la trata” o si se debe “al egoísmo sin escrúpulos de tantas personas hipócritas en el mundo”.