Miles de animales están atrapados en barcos, luego de que un enorme buque carguero, llamado Ever Given, haya encallado en el canal de Suez hace casi una semana. Pese a que estos transportes tienen comida suficiente para unos días, en poco tiempo podrían acabarse los alimentos para los animales, que también podrían sufrir estrés y desarrollar enfermedades.

Según informó Bloomberg, existe poca información oficial ya que ni los funcionarios del Gobierno de Egipto, ni las autoridades del canal dieron más detalles sobre el asunto. Sin embargo, se especula que los barcos sean obligados a dar la vuelta o que esperen a que lleguen provisiones de puertos cercanos para alimentar a los animales.

Bob Bishop, presidente de la Asociación de Exportadores de Ganado de Estados Unidos explicó que el ganado también puede transportarse por mar, que los barcos suelen llevar a bordo heno o pienso extra para dos o tres días y que si se agota, podrían conseguir más en un puerto mientras repostan. "Un barco que no pueda llegar al muelle podría obtener alimento de una barcaza en lo que se conoce como 'carga intermedia', explicó.

En total son siete buques ganaderos que debían llegar a Áqaba, en Jordania, el 21 de marzo, los cuales están varados cerca del Canal de Suez, dijo por teléfono el capitán George Dahdal, representante del Sindicato de Navegación de Jordania.

El buque de carga Ever Given fotografiado por el capitán del barco que quedó detrás del encallado.

“Si se está quedando sin pienso, yo miraría de llegar a puerto y poner pienso extra”, dijo Bishop por teléfono desde Nueva York. “Si yo fuera el propietario de las ovejas, trataría de encontrar un país que necesitara ovejas”, añadió. “La ruta más corta sería volver a Rumanía”.

La agencia Bloomberg detalló que los animales son llevados de Rumanía a Arabia Saudí. La mayor cantidad de la carga son ovejas que Arabia Saudí compra para sacrificarlos para ritos religiosos.

La salud de los animales atrapados en el canal de Suez

 

Peter Stevenson, jefe de política del grupo de bienestar animal Compassion in World Farming, que pidió el fin de los envíos de animales vivos afirmó que los buques aglomeran a miles de ovejas y que los viajes más largos aumentan el riesgo de enfermedades y estrés.

Por su parte, Bishop sostuvo que las tasas de mortalidad del ganado no suelen ser más altas en el mar que en tierra, y que la mayoría de los barcos cuentan con un veterinario.

Según Bishop, un cargamento estadounidense de ganado lechero salió del puerto texano de Galveston a finales del año pasado con destino a Pakistán a través del Suez. Otro cargamento reciente de ganado estadounidense partió de la Costa Oeste hacia Pakistán, evitando el Suez debido a los peajes. “Después de este buque portacontenedores, es posible que veamos más y más de eso”, dijo.

En 2019, unas 14.000 ovejas que se enviaban desde Rumanía a Arabia Saudí murieron cuando un barco volcó parcialmente y los rescatistas solo pudieron salvar a poco más de 200 animales.