La salida al mercado de una de las primeras muñecas transgénero en la ciudad rusa de Siberia, generó una gran polémica en ese país y en las redes sociales.

El motivo es porque el juguete viene vestido con ropa de mujer, pero tiene genitales masculinos y eso generó el descontento de parte de los internautas, especialemente de varios padres.

La tienda Planeta Igrushek, que significa "El mundo del juguete", que se encuentra en Novosibrisk, fue la primera en ponerla a la venta al público.

Así es la primera muñeca trans.

Esta no es la primera vez que un juguete de estas características genera tanto impacto en la sociedad, generando tanto elogios como rechazos.

En  2014 en Argentina, un hada que parecía tener genitales masculinos, se calificó entonces como la primera muñeca transgénero.

Fabricado en China, fue una madre la que publicó la imagen en Facebook, al descubrir, junto a su hija, de tres años, lo que escondía la muñeca debajo de su ropa interior.