Las autoridades de Surinam anunciaron el pasado viernes la primera muerte a causa del coronavirus en ese país sudamericano.

El fallecido fue la séptima persona contagiada en el país, que hasta el momento registró diez casos positivos de la enfermedad y una recuperación, según el diario local De Ware Tijd, citado por Europa Press.

Para intentar frenar la propagación del coronavirus, el Gobierno de la ex guayana holandesa decretó medidas estrictas, como un un toque de queda desde las 20.00 hasta las 6.00 horas y se prohibió las reuniones de más de diez personas.


Además, se cerraron todas las escuelas, se paralizó el transporte público en autobús y barco y los servicios gubernamentales y las empresas fueron obligadas a "adaptar" sus labores a las normas de seguridad.

También se aconsejó a los ciudadanos mantenerse a una distancia de, al menos, dos metros entre sí y prestar atención a las normas de higiene, como el lavado de manos.

El gobierno, asentado en Paramaribo, prepara una Ley de Condición Civil Excepcional que debe aprobar el Parlamento y podrá implementarse si empeora la situación por el Covid-19.

A nivel global, la pandemia del coronavirus, originado en la ciudad china de Wuhan, ha dejado hasta el momento más de 58.000 fallecidos y la cifra de afectados supera el millón.