Un vecino de la ciudad de Graz, capital del estado austríaco de Estiria, fue mordido por una serpiente pitón de 160 centímetros mientras visitaba el inodoro, informó la policía local. El reptil se habría escapado de su hogar en la vivienda lindante y viajado por las tuberías hasta terminar en el baño de la víctima.

El hombre de 65 años se levantó a eso de las 6 de la mañana para aliviarse. Según su propio testimonio, el austríaco sintió un "pinchazo" en la entrepierta mientras estaba sentado en el inodoro. Alertado, se paró y al darse vuelta se encontró con el gigantesco reptil escondido dentro del váter. Aunque no sufrió heridas graves, fue trasladado al Hospital Universitario de Graz para descartar posibles infecciones.

La serpiente fue identificado por la policía como una pitón reticulada albina, una especie no venenosa perteneciente al vecino de la víctima. El joven de 24 años también posee otras 10 serpientes no letales y una especie de lagartija, un geco, dentro de su departamento. 

Al ser confrontado por las autoridades sobre el escape de su mascota, el joven se mostró perplejo. No supo dar explicación sobre cómo la pitón amarilla logró escapar el terrario donde vive dentro de su residencia. El entusiasta de los animales exóticos fue acusado de un delito de lesiones por negligencia, y está por verse si le será permitido conservar o no al animal.

Kronen Zeitung, experto en reptiles, con la pitón del incidente. (Cortesía Kronen Zeitung)

La serpiente, por otro lado, no fue fácil de remover del inodoro. Kronen Zeitung, experto en reptiles, fue convocado a la escena por los servicios de urgencia para retirar a la intrusa con seguridad. 

No fue una tarea fácil", explicó el especialista a medios locales. "La pitón tenía todos sus músculos en tensión y estaba encajada en la tubería”. A pesar de las dificultades, la serpiente pudo ser rescatada y devuelta a su dueño.

No es la primera vez que una serpiente ataca a un hombre con los pantalones abajo

El baño de Siraphop, joven atacado por una serpiente mientras estaba en el inodoro.

Por más peculiar que parezca, este no es el primer caso de un ataque reptil en el inodoro. El año pasado, un joven tailandés tuvo un encuentro con una serpiente en el baño, y este ejemplar no fue tan gentil como el descubierto en Austria.

Siraphop Masukarat relató a TMZ que estaba sentado en el baño, mirando videos en su celular, cuando de repente sintió un dolor en su miembro. "Quería ver por qué me dolía, entonces vi la cabeza de la serpiente". Como el reptil no se desprendía de su cuerpo, Siraphop tuvo que agarrar la serpiente por la cabeza y quitarla a la fuerza.

La herida resultante fue profunda y sangró bastante. Cuando los servicios de emergencia llegaron al lugar, el joven de 18 años necesitó tres puntos en su entrepierna.

Ver más productos

Cómo ser padres en el Siglo XXI

Cómo ser padres en el Siglo XXI

Historias de mujeres que cambiaron el mundo contadas para niñas rebeldes

Historias de mujeres que cambiaron el mundo contadas para niñas rebeldes

¿Qué regalar el día del padre?

¿Qué regalar el día del padre?

Sexo ATR y gratis a tu casa en fase 1

Sexo ATR y gratis a tu casa en fase 1

Para aprender con los chicos sobre la Revolución de Mayo

Para aprender con los chicos sobre la Revolución de Mayo

Para los fans de Star Wars en su día

Para los fans de Star Wars en su día

Conocé a fondo a los presidentes argentinos

Conocé a fondo a los presidentes argentinos

Cómo ahorrar y ganar plata en medio de la crisis

Cómo ahorrar y ganar plata en medio de la crisis

Tuvo leucemia a los 14, sobrevivió y escribió un libro

Tuvo leucemia a los 14, sobrevivió y escribió un libro

Celebración virtual del Día Mundial del Libro

Celebración virtual del Día Mundial del Libro

Ver más productos