Un playero fue asesinado de un balazo en un intento de robo a una estación de servicio en Córdoba, y los investigadores intentaban localizar a los responsables del crimen.

El robo que terminó en asesinato ocurrió a la mediache de este miércoles en la estación Santa Lucía, ubicada en Rancagua al 3300, en el barrio Villa Corina, de la capital provincial.

Fuentes policiales informaron que la víctima, identificado como Pablo Marcelo Altamirano Aráoz, de 36 años, fue abordado por dos delincuentes en moto con intenciones de robar y, en circunstancias que son investigadas, recibió un disparo en el abdomen. 

Un efectivo policial que cumplía con su rol de consigna a una cuadra del lugar escuchó lo ocurrido y trasladó a Altamirano Aráoz a un centro de salud local, donde murió esta madrugada.

Vecinos y compañeros de trabajo manifestaron que era papá de un niño, además de ser muy dedicado y "excelente persona". En esa estación de servicio trabajaba desde hace cinco años.

Interviene la fiscalía de turno, a cargo de Raúl Garzón, que dispuso en análisis de las cámaras de seguridad para identificar a los agresores involucrados en el hecho.

 

Ver comentarios