Un limpiavidrios fue condenado a seis años y diez meses de prisión por haber golpeado a un amigo, hacerlo caer sobre una fogata y dejarlo morir calcinado. El incidente ocurrió en junio de 2017 y la pena fue dictada luego de un juicio abreviado.

La condena recayó sobre José María Jara, que se había reunido con otros seis limpiavidrios en torno a una fogata en un parque público del pasaje El Cerrito, en Tandil, para combatir el frío de la noche.

En un momento, cuando cinco de ellos se marcharon a retomar su actividad a unos 150 metros de distancia, Jara discutió con su compañero Juan José Acuña. Según el expediente, tras la disputa verbal le pegó un golpe en la cabeza que hizo caer a su colega sobre el fuego. La intensidad de las llamas y la imposibilidad de levantarse a tiempo hizo que el hombre muriera en el momento.

Los jueces entendieron que la conducta del acusado "contenía en sí un riesgo de producir, entre los resultados posibles, la lesión indicada y la caída de la víctima sobre el fuego que efectivamente sucedió; consecuencias estas previsibles", según publica el diario El Eco, de Tandil. Además, acreditaron que el agresor no auxilió a la víctima cuando éste cayó sobre el fuego: el propio Acuña confesó que se retiró del lugar y se unió a los demás limpiavidrios.

Por tal razón, Jara fue acusado de "abandono de persona seguido de muerte", ya que si bien no se comprobó el dolo de muerte (esto es, la intención de causar el resultado letal), pudo socorrerlo y no lo hizo, abandonándolo a su suerte.

Ver más productos

Harry Potter: 20 años después de su estreno vuelve a las pantallas

Harry Potter: 20 años después de su estreno vuelve a las pantallas

Colección Agatha Christie de Planeta de libros

Agatha Christie, la autora más leída después de la Biblia y Shakespeare

Ver más productos