Por Fernando Vázquez 
fvazquez@cronica.com.ar

Pesquisas policiales de la comisaría de Villa Diamante (5ª de Lanús) lograron detener a un peligroso delincuente conocido con el apodo de el Guasón. El individuo, que tenía pedido de captura y era buscado por Interpol, fue apresado en la localidad bonaerense de Villa Obrera.

Los voceros de los tribunales de Lomas de Zamora revelaron que el sujeto, llamado Martín Rubén, de 21 años y apodado el Guasón -a raíz de que tiene un tatuaje con la figura del tradicional personaje en el brazo izquierdo-, fue localizado por los investigadores de la citada seccional en calle Centenario Uruguayo al 2300, entre Coronel Pringles y Guido, en el citado distrito, en la zona sur del conurbano provincial.

De acuerdo con lo manifestado por los informantes, el marginal era buscado por una seguidilla de violentos sucesos que se registraron el 10 de diciembre del año 2016, en Villa Diamante. Trascendió que a la 1.10 de aquel día, Martín Rubén hirió de bala en la pierna derecha a Pablo Sebastián Filippo, en Potosi al 2400. A las 12, en Manuel Maza al 3700, la nueva víctima del agresor fue Víctor Jesús Torres, quien recibió un proyectil a pocos metros de la pelvis.

Ya por la tarde, en el cruce de Coronel Molinedo y Warnes, el delincuente se enfrentó a disparos con efectivos de seguridad, quienes procuraban apresarlo. Autoridades policiales de la Jefatura Distrital y de la Jefatura Departamental de Lanús se encargaron de supervisar el procedimiento.

El Guasón se encuentra actualmente a disposición del doctor Sergio Adrian Schafer, fiscal de la Unidad Funcional N° 2 de Lanús, dependiente departamento judicial de Lomas de Zamora.