Aldededor de cincuenta barras bravas de Boca, pertenecientes a la facción de Lomas de Zamora de La Doce, habrían llegado al club Leopardi de Villa Luro para pedirle a Rafael Di Zeo la jefatura de la hinchada Azul y Oro. En caso de una negativa, testigos aseguraron a las fuentes policiales que portaban armas para arreglar las cosas "por las malas".

 

Según lo difundido por el periodista Gustavo Grabia, los violentos tenían el dato que Di Zeo concurriría a dicho club, propiedad de la familia del barra Mauro Martín. Pero como llegaron antes, alguien le habría advertido por teléfono lo que estaba sucediendo y abortó su viaje. Minutos más tarde, dos patrulleros visitaron el lugar para divisar lo que ocurría. 

Al ser advertido, el líder de la 12 no concurrió al lugar. 

El hecho sería una gran llamada de atención para la interna de La Doce, ya que podría desatar en el futuro cercano alguna "batalla" entre ambas facciones por el poder de la misma

Cabe destacar que el sector de Lomas de Zamora es catalogado como uno de los más peligrosos y tenía como líder a Marcelo "El Manco" Aravena, quién terminó preso por la causa La Salada. Su lugar lo tomó Walter "Tintín" Coronel, aún cuando estaba elevado a juicio por doble homicidio en la interna de La Doce de julio de 2013, causa que comparte Di Zeo.

 

Tintín habría tenido roces con Aravena, quien según afirman fuentes cercanas no estaba recibiendo su parte del dinero estando preso. Por eso éste puso al frente de su facción al Negro Pelé, quien duró dos semanas hasta que fue apuñalado en la previa del partido contra Talleres, un mes antes de que se parara el fútbol por la pandemia del coronavirus.

Ver comentarios