El propietario de la quinta donde hallaron sin vida el cuerpo de Camila Borda, brindó ante los medios una descripción de José Carlos Varela, hombre contratado por él y como era su relación con el principal sospechoso y asesinato de la chica de 11 años.

Pagella reveló que Varela. “No era un casero, vino recomendado por varias personas para hacer el trabajo"  y que "trabajaba todo el día en la quinta, era un hombre callado, sólo sabemos que era evangelista, estamos conmovidos como los demás, mi mamá estuvo a solas con él".

En referencia al contacto que tenía con el sospechoso, el hombre declaró "Lo vi por última vez el jueves, que le llevé nafta para que trabaje, me respondía con monosílabos, casi no hablaba" y agregó que "estamos a disposición de la Justicia para lo que necesiten, quise ir a la quinta pero no me dejaron entrar, mi mamá está en estado de shock, no lo podemos creer".