Un grupo comando asaltó uno de los locales del Patio Bullrich, paseo comercial ubicado en la zona de Recoleta.

La línea 911 comenzó a explotar a eso de las 19:00 horas, cuando, según las primeras informaciones, seis delincuentes ingresaron encapuchados al lugar y fueron directamente a la joyería Sensation Du Temps. Para llevar a cabo el ataque, portaban armas largas, las que utilizaron para amenazar a los presentes.

El robo comenzó a eso de las 19:00 horas en el Patio Bullrich

Rápidamente, los efectivos de la Comisaría Vecinal 1A, perteneciente a la Policía de la Ciudad, se hicieron presente en el lugar y evacuaron a algunas personas de forma preventiva.

Una vez dentro de la joyería, vaciaron unos cuantos estuches que posaban en la vidriera y también se llevaron algunos objetos del vecino local de relojes Rolex.

¿Qué se llevaron?

Según trascendió, tuvieron éxito y lograron escapar con al menos 20 relojes marca Cartier y 10 Rolex. Lo hicieron por la salida situada en la calle San Martín, donde los esperaba un Ford Fiesta Kinetic, al estilo de “El Robo del Siglo”.

Según trascendió, se llevaron 10 relojes marca Rolex.

¿Qué dijeron los testigos?

Algunas de las personas que presenciaron, in situ, el hecho, decidieron compartir lo que vivieron en las redes sociales. "Acaban de robar en el Patio Bullrich con terribles armas. Nos tiramos todos al piso. Ahora lleno de policías", redactó en Twitter uno de los testigos.

 

“Yo escuché dos tiros. El frente de la joyería quedó completamente vacío. Lo habían arrasado y también habían arrasado adentro. Había mucho vidrio tirado en el piso y astillado. Una chica me comentó que vio que disparaban para romper los vidrios y para poder llevarse las joyas. “Se robaron todo y se fueron. Fue un grupo comando, nada improvisados. Sabían lo que iban a hacer, tenían estudiada la situación”, comentó Malena, quien dialogó con TN.

“Fue algo increíble. Nosotros estábamos en el segundo piso, en un bar del patio de comidas. Y en un momento empezamos a ver que la gente que estaba del lado de Libertador venía corriendo como si hubiera un tsunami, como si una ola los persiguiera”, agregó Magdalena.

Ver comentarios