El escándalo ya llega a otras disciplinas. En los primeros días de marzo, la Confederación Argentina de Gimnasia organizó un asado con actuales integrantes del Comité Olímpico y ex deportistas. Allí, un hombre de 40 años se quebró y confesó haber sido abusado sexualmente en la década del 90 por un actual entrenador de las selecciones nacionales.

Tras la acusación, Gerardo Werthein, presidente del Comité Olímpico Argentino, realizó una presentación ante el fiscal Guillermo Marijuan, quien tomó las declaraciones testimoniales y determinó que existía mérito para realizar una denuncia. Al entrenador involucrado en el caso, cuyo apellido aún se mantiene en reserva, se le dio de baja la beca y los beneficios por encontrarse al frente de selecciones nacionales.

De acuerdo a las fuentes judiciales consultadas, la próxima medida a adoptar por la fiscalía será solicitar la lista de jóvenes que estuvieron bajo la tutela del entrenador durante las diferentes competiciones. Se les preguntará si vivieron situaciones de estas características o si estaban al tanto de estos hechos.

Dado el tiempo transcurrido de los acontecimientos, el damnificado deberá ser denunciante para evitar la prescripción del caso, aunque por el momento todo es materia de análisis. Por ese motivo lo que disponga la justicia será clave para que el supuesto responsable sea condenado por este hecho atroz.

Según la supuesta víctima, sabría que otros compañeros padecieron la misma situación. Gerardo Werthein, presidente del COA, afirmó que "tomamos conocimiento de los hechos a fines del verano y apenas empezó marzo decidimos presentarnos ante la Justicia". El hecho de que el presunto abusador recibiera un salario pagado por el Estado implicó que recayera en el fuero federal. El magistrado que interviene en este caso es Sebastián Ramos.

"Son varias víctimas", aseguró Werthein, quien enfatizó la necesidad de preservar sus identidades y de que los hechos denunciados no queden impunes. "Apenas tomamos conocimiento de lo que los atletas comentaban, a través de la ombudsman de los atletas, este entrenador fue desvinculado", sostuvo el presidente del COA. "Queremos que los hechos no queden impunes y que las víctimas estén protegidas", insistió.