Matías Horacio Messi fue operado este sábado por la mañana en Rosario debido a una fractura en el maxilar que sufrió en un aparente accidente náutico, mientras la Justicia define si este domingo será sometido a una audiencia para imputarlo por tenencia ilegítima de arma de fuego, informaron este sábado fuentes judiciales.

El abogado de la familia Messi, Ignacio Carbone, confirmó que el hermano del delantero del Barcelona Lionel Messi fue intervenido quirúrgicamente por las heridas que sufrió el jueves en el río Paraná cuando navegaba en una lancha y chocó contra un banco de arena.

La intervención fue en el maxilar como consecuencia de una fractura, detalló el abogado, y agregó que el hombre de 35 años se reponía satisfactoriamente en el Sanatorio Parque de esa ciudad santafesina.

Matías está detenido e incomunicado desde el viernes por orden del fiscal de la Unidad de Flagrancia local, José Luis Caterina, quien lo acusa de portar sin autorización una pistola calibre 380 que la policía encontró en la lancha siniestrada.

La Oficina de Gestión Judicial (OGJ) de Rosario estableció esta mañana que la audiencia imputativa contra Messi se realizaría el domingo a las 9 en el Sanatorio Parque, pero un rato más tarde fue quitada del registro y desde el Ministerio Público de la Acusación (MPA) dijeron que en el transcurso de la jornada se fijará el horario de ese acto procesal.

Carbone puso en duda que el hermano del capitán del seleccionado argentino de fútbol pueda afrontar la audiencia por las lesiones que afectan su capacidad para hablar.

En cambio, el fiscal Caterina aseguró que los médicos forenses que lo revisaron informaron que Matías está en condiciones de comprender el proceso que enfrenta.

Tras la operación, la Justicia define si finalmente se realizará la audiencia o se postergará hasta que el acusado se recupere.

El hermano mayor de Lionel quedó envuelto en un confuso episodio cuando el jueves por la mañana un lugareño de la localidad santafesina de Fighiera lo encontró ensangrentado a bordo de una lancha a la deriva.

El hombre, que testimonió en la causa, lo trasladó hasta el club de pescadores de Fighiera, donde el joven se retiró por sus propios medios para luego ser internado por múltiples lesiones en el rostro. 

Mientras levantaba los rastros en la embarcación, la policía encontró una pistola. La familia Messi emitió ayer un comunicado negando que Matías portara un arma, lo que generó una controversia con el fiscal del caso.

En agosto pasado el joven concluyó con una probation en una causa por el mismo delito que se le imputa ahora: portación de arma de fuego sin autorización.

El antecedente es de octubre de 2015 cuando en un control rutinario la Gendarmería le encontró una pistola calibre 22 en la guantera de un Audi A5 que conducía Matías.

Fuente: Télam