Luis Mario Vitette Sellanes, el "hombre del traje gris" que hace 14 años protagonizó el emblemático "robo del siglo" al Banco Río de Acassuso y fue el encargado de negociar durante horas con la policía mientras sus cómplices abrían las cajas de seguridad, aseguró que "no" se arrepiente de haber cometido el asalto pero sí de haberse vinculado con algunos integrantes de la banda que cometieron "delaciones".

"Estoy tremendamente arrepentido de haberme vinculado con ciertas personas por las miserias humanas y por las delaciones que hubo después del asalto", afirmó este lunes Vitette Sellanes (64), en una comunicación desde Uruguay, hacia donde fue expulsado en 2013 por la Justicia argentina tras cumplir parte de su condena.

"El hecho fue perfecto, inclusive estudié teatro para llevar adelante la negociación" 

Sin embargo, el hombre que el mes pasado pidió permiso para ingresar a Argentina y presentar su libro titulado "El Ladrón del Siglo" pero no lo dejaron, aseguró "no" haberse arrepentido del robo cometido el 13 de enero de 2006, hace 14 años, al que consideró como "un golpe perfecto" por el análisis previo para cometerlo.

"El hecho fue perfecto, inclusive estudié teatro para llevar adelante la negociación", sostuvo el uruguayo que ahora tiene una joyería en su país. Por último, Vitette consideró que para él "es una fecha más" y que al haber dejado la "adrenalina" no cometerá más delitos. "Siempre dije que ya dejé el alcohol, la nicotina, la cocaína y la adrenalina que fue lo que me alejó mis dos hijos mayores y es de lo que más me arrepiento, de no haber estado más cerca de ellos, de haber sido un padre ausente", expresó.

En tanto, este jueves se estrenará la película " Robo del siglo", cuyo papel será interpretado por el actor Guillermo Francella, quien protagoniza el filme junto a Diego Peretti, que hará de Fernando Araujo, el ideólogo del golpe. El " Robo del Siglo" al Banco Río de Acassuso fue cometido el 13 de enero de 2006 en la sucursal bancaria de avenida Del Libertador y Perú, en el partido de San Isidro.

En un audaz golpe que fue planificado con un año de anticipación, cinco ladrones ingresaron al banco y tomaron de rehenes a 23 personas simulando un robo exprés que se había complicado. Mientras Vitette entretenía al negociador del grupo táctico Halcón, sus cómplices saquearon 143 cajas de seguridad y obtuvieron un botín estimado por la Justicia en 19 millones de dólares en joyas y dinero.

Con la ayuda de un sexto integrante que terminó de hacer un boquete, la banda huyó por un túnel que había construido a lo largo de un año y que los comunicaba con los desagües pluviales subterráneos, por donde navegaron en dos gomones y con la ayuda de un dique que construyeron para mantener el nivel de agua.

Los ladrones llegaron hasta una alcantarilla donde los esperaba un séptimo integrante de la banda con una camioneta que tenía un agujero en el piso, por donde subieron con el botín y escaparon dejando en ridículo a más de 200 policías.

En el banco, los ladrones dejaron armas de juguete y un cartel con la leyenda: "En barrio de ricachones, sin odios ni rencores, es sólo plata y no amores". Gracias al análisis de las comunicaciones y a la mujer "despechada" de uno de los miembros de la banda que los delató, la Justicia pudo identificar y detener a cinco de los autores del hecho, pero sólo recuperó un millón y medio de dólares del botín.

En un juicio realizado en 2010, Alberto "Beto" de la Torre fue condenado a 12 años de prisión; Fernando Araujo, a 9; José Julián El Paisa Zalloecheverría, a 8; y Sebastián García Bolster, alias El Ingeniero o El Marciano, a 7, aunque estas penas fue reducidas por Casación y ya en 2014, todos había recuperado la libertad.

El uruguayo Vitette Sellanes tenía una condena unificada de 25 años de prisión tanto por su participación en el "robo del siglo" como en otros asaltos cometidos con la modalidad "hombre araña" en Capital Federal. Pero en agosto de 2013 logró el "extrañamiento", es decir, ser expulsado del país con la mitad de la condena cumplida y así regresó a Uruguay, donde puso una joyería, se casó y tiene un hijo.

La pena impuesta en su momento por el Tribunal Oral Criminal 15 vence el 24 de junio de 2024, pero al resolver su expulsión, el juez Peluzzi estableció que Vitette no puede regresar a la Argentina sino hasta 10 años después, el 24 de junio de 2034.

noticias relacionadas

Ver más productos

El día que Boca se apoderó del mundo

El día que Boca se apoderó del mundo

Diego Armando Maradona y el último mundial

Diego Armando Maradona y el último mundial

Cuentos de buenas noches

Cuentos de buenas noches

Astrología: claves para conocer tu futuro

Astrología: claves para conocer tu futuro

Lo que querés saber sobreNéstor Kirchner

Lo que querés saber sobreNéstor Kirchner

ATR: el boom del placer

ATR: el boom del placer

Atención emprendedores: cómo vender más a pesar de la crisis

Atención emprendedores: cómo vender más a pesar de la crisis

Para aprender con los chicos

Para aprender con los chicos

¡Más crianza menos terapia!

¡Más crianza menos terapia!

Descubrí tu destino con Mia Astral

Descubrí tu destino con Mia Astral

Ver más productos