Quince años después, regresará al país un director del Fondo Monetario Internacional. En el marco de las reuniones de dirigentes por el G20, que este año se congrega en Argentina, Christine Lagarde arribará la próxima semana para disertar en uno de los tantos encuentros previos a la cumbre -que será en la segunda mitad del año-.

Pese a eso, su agenda estará centrada en las reuniones que mantendrá con los más altos funcionarios de la economía nacional, desde el ministro de Hacienda Nicolás Dujovne hasta el presidente Mauricio Macri. Si bien su agenda oficial se dará entre el 19 y el 20, cuando asista a los encuentros de ministros de Finanzas y directores de Bancos Centrales del G20, se estima que su llegada se dará en los últimos días de la semana próxima, y mantendrá durante el fin de semana los diversos encuentros para analizar la gestión argentina. Desde 2003 que no viene un director o directora del FMI a la Argentina.

El último que lo hizo fue Horst Köhler, quien fue director gerente del Fondo durante cuatro años, desde 2000. Luego, la relación con el gobierno argentino, presidido entonces por Néstor Kirchner, se tensó hasta que se produjo una ruptura, que paradójicamente adoptó la forma del pago, en una sola vez, que realizó el gobierno de entonces de toda la deuda, de casi u$s10.000 millones, que el país tenía con el organismo, según recordó El Cronista.

El escenario Según trascendió, los directivos del Fondo llegarán para expresar una vez más su preocupación sobre el déficit fiscal de nuestra economía. El organismo señaló sus diferencias con el rumbo de “gradualismo” adoptado por el gobierno nacional. En sus previsiones para este año, por ejemplo, consideraron que la economía volverá a crecer “siempre y cuando haya moderación salarial”.