Por quinta vez en un año, el presidente Alberto Fernández encabezó este martes una reunión del Gabinete Federal. Lo hizo en la ciudad tucumana de Monteros, donde se firmaron casi 40 convenios por financiamiento y anunciaron obras e inversiones por más de 33.000 millones de pesos. Allí, el jefe de Estado planteó también la necesidad de "terminar con la estructura de una Argentina central y una periférica".

En su mensaje, Fernández comentó que todos los días evalúa la posibilidad de trasladar la Capital Federal a otro punto del país. “Todos los días pienso si la capital de la Argentina no tendría que estar en un lugar distinto a Buenos Aires”, confesó el Presidente. Y luego se preguntó: "¿No será hora de tomar esos desafíos y plantearnos como sociedad cómo hacerlo?”

Luego de inaugurar un nuevo edificio del Centro Judicial en Monteros, Alberto Fernández consideró que el país cuenta con "una enorme posibilidad para hacer las cosas de otro modo, la pandemia tiene que ser un instante de reflexión". Para el Presidente, "no estamos condenados a la desigualdad que hoy vivimos, lo podemos revertir y eso depende de nosotros”.

“Necesitamos que la Argentina crezca por igual en todos los sectores, porque no tiene sentido que algunos crezcan y otros sigan postergados”, agregó.

Fernández fue recibido a las 11.50 en el Aeropuerto Internacional "Benjamín Matienzo" de la capital provincial por el vicegobernador a cargo, Osvaldo Jaldo, y el jefe de Gabinete, Juan Manzur. En su visita, encabezó una reunión conjunta de los gabinetes nacional y provincial. 

Asimismo, el Presidente aseguró que "hay que impulsar que inviertan los que más tienen" y pidió que "los que se llevaron la plata afuera, la traigan y la pongan en la Argentina a producir, dando trabajo y crecimiento". "Y hay que garantizar empleo a cada argentino”, remarcó.

QUINTA REUNIÓN DEL GABINETE FEDERAL

Esta iniciativa había sido propuesta por el Presidente en campaña, con el objetivo de "federalizar la participación" en la toma de decisiones nacionales y agilizar los encuentros entre funcionarios locales y nacionales. Una vez en el cargo, se inició en la ciudad fueguina de Río Grande y luego continuó en Chilecito (La Rioja), Rosario (Santa Fe) y Comodoro Rivadavia (Chubut).

 

Alberto Fernández viajó acompañado por los ministros de Justicia y Derechos Humanos, Martín Soria; Seguridad, Aníbal Fernández; Defensa, Jorge Taiana; Interior, Eduardo de Pedro; Desarrollo Productivo, Matías Kulfas; Agricultura, Ganadería y Pesca, Julián Domínguez; Cultura, Tristán Bauer; Ciencia, Tecnología e Innovación, Daniel Filmus; Trabajo, Empleo y Seguridad, Claudio Moroni; Turismo, Matías Lammens; y Desarrollo Territorial y Hábitat, Jorge Ferraresi; además del secretario General de la Presidencia, Julio Vitobello.

Los distritos designados como capitales alternas son La Matanza y General Pueyrredón -Mar del Plata- (Buenos Aires); Rosario (Santa Fe); Río Cuarto (Córdoba); Bariloche (Río Negro); Comodoro Rivadavia (Chubut); Concordia (Entre Ríos); Orán (Salta); Río Grande (Tierra del Fuego); General Pico (La Pampa); Guaymallén (Mendoza); y las capitales de Formosa y San Luis.

También Oberá (Misiones); Tinogasta (Catamarca); Roque Sáenz Peña (Chaco); Goya (Corrientes); San Pedro (Jujuy); Chilecito (La Rioja); Cutral Có (Neuquén); Caucete (San Juan); Caleta Olivia (Santa Cruz); La Banda (Santiago del Estero); y Monteros ( Tucumán).