El ex secretario de Legal y Técnica Carlos Zannini, quien se encuentra detenido en el Penal de Ezeiza, afirmó en una carta que con la llegada al gobierno de Mauricio Macri, "la oligarquía empresarial" recuperó el poder y tiene como objetivo "impedir cualquier retorno de políticas con olor a pueblo".

La nueva y furibunda misiva del ex funcionario kirchnerista llegó apenas horas antes de que su abogado se presente ante los camaristas de feria del Tribunal de Apelaciones para exigir su liberación. La presentación se dará tras el cambio que dictó la Cámara Federal porteña en el que quitó de las acusaciones contra la cúpula del gobierno anterior el cargo de "traición a la Patria" que el juez Claudio Bonadio agregó a la denuncia del fallecido fiscal Alberto Nisman, por "encubrimiento".

"En su actual retorno al poder, la oligarquía empresarial y las corporaciones están dispuestas a borrar todo rastro de la política, de los partidos políticos, de los gremios tal como se los conoce desde el 45, escarmentar a los propios votantes e impedir cualquier retorno de políticas con olor a pueblo", indicó el dirigente.

Al igual que el ex canciller Héctor Timerman, la ex presidenta y actual senadora Cristina Fernández de Kirchner, Luis DElía, Fernando Esteche y Jorge Khalil, Zannini fue procesado con preventiva, pero su defensa no había reclamado antes su liberación porque esperaba que la Cámara aliviara la acusación del juez federal Claudio Bonadio, lo que sucedió en los últimos días del año pasado.

La diferencia implica una posible condena por mucho menos tiempo, lo que incrementa sus chances de esperar en libertad la sentencia del juicio. Además, quien fuera secretario Legal y Técnico de la presidencia de Cristina Fernández de Kirchner no tiene otras causas penales en su contra y siempre estuvo a derecho.

Los camaristas Eduardo Farah y Leopoldo Bruglia escucharán al letrado y resolverán esta semana si liberan a Zannini, dado que desde el martes 16 serán reemplazados hasta fin de mes por sus colegas Martín Irurzun y Jorge Ballestero.

En la misma causa, Timerman y los demás detenidos deberán recurrir ya a otra instancia superior, la Cámara Federal de Casación Penal, máximo tribunal penal del país, dado que la Cámara Federal porteña rechazó excarcelarlos.

También se esperan novedades esta semana sobre la posible liberación, con algún sistema de control como la tobillera electrónica, del ex presidente Amado Boudou, próximo a ser padre.