En Almagro se reunieron los "dialoguistas" de la  CGT, donde el terreno es cada vez más pantanoso. Luego de la renuncia de Pablo Moyano a la secretaría de la central obrera, se reunieron referentes de "gordos", "independientes", del MASA y de las 62 Organizaciones. "Hay relación dialoguista con el gobierno", resumió el taxista Omar Viviani.

Allí estuvieron los gremios de servicios, UPCN, AySA, Uocra, los principales sindicatos del transporte, el Movimiento de Acción Sindical, y un puñado de gremios que forman parte de las 62 Organizaciones Peronistas. De la reunión fue partícipe el actual miembro del triunvirato, Héctor Daer.

"Estuvimos reunidas varias organizaciones sindicales para consensuar perspectivas de unidad hacia adelante y lograr los consensos necesarios para conformar un nuevo consejo directivo", sostuvo el triunviro.

En tanto, para Schmid "el triunvirato está agotado. No queda otra que llamar a un congreso y renovar autoridades". El referente de los marítimos se separó del clan Moyano y resumió: "Hay una multitud de problemas a los cuales hay que prestarles atención, entre ellos, la economía popular".

Por otra parte, P. Moyano encabezó una reunión con los dirigentes que participaron de la marcha del 21F. La misma fue presenciada por dirigentes bancarios, las dos CTA, Canillitas, Suteba y los movimientos sociales.