Tras ocho años de la última emisión de "Gran Hermano", el reality más conocido de la televisión argentina vuelve y está dando de qué hablar. Impulsado por el auge de las redes sociales y la era de las comunicaciones, los mejores videos y audiciones de los postulantes se viralizan con facilidad y hacen estallar a los usuarios. 

Para audicionar, la persona interesada en ingresar a la casa de Gran Hermano 2022 debe contar frente a cámara sus intenciones de juego. Entre los miles de filmaciones que comenzaron a verse, se destacó la un policía que fue suspendido de las fuerzas por autodefinirse "bipolar" y la de un joven que afirma tener 28 años, ser virgen y querer entrar para "poder hacer el amor por primera vez".

Ahora es el turno de Luis Zerda, mejor conocido como “Luisito” de "Cuestión de Peso" quien quiere ser participante para “seguir viviendo”, según él mismo aclara.

 

El formato del reality propone la convivencia de un grupo de personas que, a través de estrategias de juego, deben lograr ganar popularidad entre ellos y con la audiencia que los vota desde sus hogares para evitar quedar eliminados. Además de la exposición y fama que históricamente obtuvieron los participantes, el ganador o ganadora se lleva una gran suma de dinero: es por este último motivo el que llevó a Luis Zerda a postularse.

 

En 2010, Luisito se hizo conocido por su participación en el programa Cuestión de peso. El joven de 24 años se convirtió en una referencia ineludible a la hora de hablar del popular reality de Alberto Cormillot.  Fue parte de diversas temporadas y perdió varios kilos, pero tras quedar eliminado no consiguió mantenerse y comenzó a subir de peso nuevamente: hoy por hoy pesa más de 300 kilos. 

Desde hace varios meses, el ex participante alzó la voz en pedido de ayuda por su miedo a morir, debido a las dificultades de salud que atraviesa por su sobrepeso. “Quiere cambiar su calidad de vida y poder operarse para poder vivir”, reveló el periodista Juan Etchegoyen en su programa de radio, donde entrevistó a Luisito personalmente. 

También, frente a cámara, el hombre que ahora tiene 35 años enumeró las características de su personalidad que lo podrían hacer un buen participante para el certamen. Mencionó que, pese a tener su propia casa, vive con su mamá, ya que "le cuesta acostumbrarse a la soledad". Se autodefinió como fan de los juegos de azar y su mayor disfrute es jugar a las bochas.

 

Soy de hacer muchos chistes. Las cosas que me dicen no las tomo personal. No hago un mundo de pequeñeces y me caracterizo por una fuerte coraza donde nadie me puede lastimar. Siento que tengo un don para hacer reír a la gente, me encanta hacer reír a la gente y que se diviertan conmigo”, expresó el joven que busca obtener dinero para someterse a una operación y poder bajar de peso.

 

La salud de Luisito y su pedido de ayuda

A finales de mayo, Luis expresó su gran temor a morir como consecuencia de la obesidad que tiene, la cual describió de “más grave que al momento que estuvo en Cuestión de Peso”. En ese entonces, ingresó con un peso de 194 kilos, y actualmente está a punto de llegar a los 300 kilos. En diálogo con el periodista radial, indicó que necesitaba plata para poner en marcha un tratamiento.

Luisito afirmá estar “más grave (de salud) que al momento que estuvo en Cuestión de Peso” (Instagram/@luiszerda_ok).

“Hoy en día todo es plata lamentablemente, vivimos en una sociedad donde todo se rige por dinero y para ir al gimnasio o hacer una dieta tenés que pagar y yo no tengo entrada de dinero”, indicó. Y aseguró al respecto: “Mi familia está preparada por si algún día llego a faltar, están preparados para lo peor, yo tengo 35 años. Uno se prepara porque son etapas, tengo miedo de morirme, no tengo trabajo, con dinero podría estar internado o mejorar mi calidad de vida, hay que ver el tipo de trabajo porque con la condición física que tengo yo no puedo trabajar ocho horas o doce quizás”.

A la situación económica, se le suma el gran temor y malestar general que se le hace presente cada día. En ocasión, tiene tantos dolores que llegó a pensar que al dormirse no volvería a despertar.

 

Ver comentarios