Militantes de distintas organizaciones agrupadas en la Unidad Piquetera (UP) continúan la manifestación en reclamo del pago de un bono para jubilados y monotributistas y amenazan con acampar en el centro porteño en reclamo de ser recibidos por el ministro de Economía, Sergio Massa.

Desde las 11, tres columnas de la organización de izquierda que aglutina a los manifestantes avanzaron por el centro de la Ciudad de Buenos Aires con el objetivo de concentrar en Plaza de Mayo, lugar en el que podrían llegar a armar carpas para permanecer por tiempo indeterminado.

La amenaza surgió a raíz de que el objetivo de la protesta sería mantener una reunión con el titular del Palacio de Hacienda. Sin embargo, la decisión se conocería después de asamblea que se desarrollaría entre los principales referenres de los distintos movimientos, a partir de las 18 horas.

Las organizaciones comenzaron a movilizarse pasadas las 16 desde Plaza de Mayo hacia el Ministerio de Desarrollo Social, en el cruce de la Avenida 9 de Julio y Moreno hasta que pasadas las 14 fueron recibidos por el director de asuntos institucionales del Miniterio de Economia, aunque la respuesta a los pedidos habría sido la esperada.

Cerca de las 17, los piqueteros se dirigieron hasta el edificio de Desarrollo Social, cuya cartera está a cargo de Juan Zabaleta, donde quemaron neumáticos.

Durante la reunión con el director de asuntos institucionales, en las primeras horas de la tarde, los representantes de la Unidad Piquetera acercaron un documento para solicitar una reunión con el nuevo titular de la cartera.

“Le solicitamos a usted en forma urgente, dado el carácter de la emergencia alimentaria, una reunión para llevarle nuestros reclamos de actualización de ingresos de los programas sociales y de las personas en estado de vulnerabilidad, agravada por el incremento del proceso inflacionario que está destruyendo el poder adquisitivo de los trabajadores con ingresos flojos”, señala el documento.

 

Sobre los reclamos, el texto indica: “Solicitamos el incremento del salario mínimo vital y móvil que alcance la Canasta Básica y un bono de emergencia de $20.000 que cubra al momento en parte la pérdida de ingresos”.

El dirigente del Polo Obrero Eduardo Belliboni había señalado a la prensa que las demandas consisten en un "bono o refuerzo de ingreso de 20.000 pesos para jubilados, monotributistas, precarizados y beneficiarios del programa Potenciar Trabajo", y un "plan de obras públicas con trabajo genuino y la universalización de los programas sociales".

También solicitan el establecimiento del Salario Mínimo Vital y Móvil en los "105.000 pesos", por encima de la línea de pobreza.

 

"Pedimos la universalización del Potenciar Trabajo y el aumento del Salario Mínimo, Vital y Móvil, que repercute en aumento del Potenciar. Veremos si obtenemos respuestas hoy en Plaza de Mayo, no descartamos prolongar nuestra presencia allí", había advertido, por su parte, Silvia Saravia, referente de Libres del Sur y coordinadora nacional de Barrios de Pie.

No obstante, mientras se llevaba a cabo el reclamo, Massa acompaña al presidente Alberto Fernández durante un acto oficial organizado en la localidad bonaerense de Salliqueló.

Ver comentarios