El hombre en cuestión no deseaba perderse el partido del club de sus amoresde su novia para ir a ver a Central Norte. Estaba ya en el partido cuando recibió el mensaje: "Mirá que te espero para salir como habíamos planificado". Al no recibir respuesta de su amado, la mujer comenzó a enfadarse.

Es así que envió un mensaje contundente "No me jodas en todo el día, voy a estar con mis amigas". Ya viendo que las cosas se iban a poner mal, el muchacho suplica: "Voy a ver a Central, una vecita que te pongas en mi lugar"

A causa de esto, la mujer lo dejó y él no tuvo otra que pasar a buscar sus cosas por la casa. 

Ya lo había dicho Francella en una película: "Uno puede cambiar cualquier cosa en la vida, menos de pasión".

Ver comentarios