Desde tiempos inmemoriales se intenta buscar el origen de los seres humanos, así como también posibles mutaciones con el correr de los años, siempre buscándole la vuelta a entender textos de diferentes religiones. Si bien parecía que el panorama estaba bastante claro, apareció una versión que enmudeció a todos. Se trata de un libro recientemente publicado que replanteó una teoría, en la que indica que los humanos fuimos genéticamente modificados por alienígenas con avanzada tecnología. Esto se relaciona con la teoría de los antiguos astronautas y además plantea que los alienígenas viajaron a través de un agujero negro (o también llamado ahora "de gusano"), ubicado en el cúmulo estelar de las Pléyades. Sin embargo, no lograron sobrevivir en la Tierra. Debido a este inconveniente, los "ancestros alienígenas" procedieron a "alterar la composición genética" de las especies homínidas primitivas para que se volvieran más inteligentes. El libro plantea como evidencia la fusión del Chromosome- 2 (Cromosoma 2) hace unos 780.000 años. Se trata del libro "Hybrid Humans", creado por Daniella Fenton, en colaboración con Bruce Fenton.
 

Fenton es una polémica escritora que recientemente emitió un comunicado en el que intentaba brindar varios argumentos para sostener su idea. "Las tres especies se convirtieron en humanos avanzados con arte, cultura y tecnologías cada vez más complejas. El sitio de fusiones en un gen activo se expresa en la estructura del cerebro, la inmunidad y las funciones reproductivas, sistemas importantes para la actualización a una nueva especie humana. En lugar de una pequeña cantidad de humanos teniendo la fusión y un gran grupo que no la tenía, hubo un reemplazo total rápido con todos los humanos en la Tierra que tenían 46 en lugar de 48 cromosomas. Aproximadamente hace 800,000 años el tamaño del cerebro humano entró en un repentino y rápido aumento en tamaño y complejidad que ha sido un misterio para los investigadores. Este no fue el único cambio en este momento y dos cambios muy extraordinarios son la aparición repentina del gen miR-941, que jugó un papel crucial en el desarrollo del cerebro humano. El gen es muy activo en el control de la toma de decisiones y la habilitación de las habilidades del lenguaje y apareció repentinamente formado a partir de ADN basura", expresó.

Más estudios

De acuerdo con varios estudios realizados, el tema del origen del género humano en las Pléyades es recurrente en innumerables investigaciones, habida cuenta que siempre ha sido un punto de referencia para todos los astrólogos y astrofísicos que observan las actividades que ese astro referencia. En ese contexto, inclusive en algunas culturas milenarias como así también en algunas religiones antiguas, la cita de las Pléyades es una cuestión por demás recurrente, lo que presupone que ya por entonces había voces que la mencionaban.

En ese contexto, y de acuerdo a la Teoría Humana Híbrida, los antiguos astronautas son originarios del cúmulo estelar Pléyades, que se cree que contiene varios miles de estrellas. Se encuentra entre el cúmulo estelar más cercano a la Tierra y el que es más visible a simple vista.

Se planteó que podría existir un planeta orbitando la estrella HD 23514. Esta idea se apoya en la gran cantidad de partículas de polvo caliente que la rodean. Por ende, se sustenta con pinturas hechas por indios Apaches hace miles de años, y que parecen mostrar extraterrestres y OVNIs.

¿Una teoría muy alocada?

A juzgar por los enormes conocimientos astrológicos que poseían aquellos pueblos indígenas de América del Norte en su etapa de apogeo, hace miles de años, todo haría suponer que dichas teorías bien podrían resultar mucho más ajustadas a las realidad de lo que una gran cantidad de investigadores supusieron en un principio. Un tema que, por lo pronto, merecería una continuidad en el estudio, como el iniciado por Bruce y Daniella Fenton. Y que haya un punto de confluencia al final del camino, que aclare el concepto.

Mujer afirma ser medio humana, medio alienígena

A simple vista no se le percibe una característica que llame la atención, pero afirma que sus orígenes son desconcertantes. La mitad de su genoma es humano pero la otra mitad, desconocida. La mención es para Lisa, una mujer canadiense que asegura tener poderes telepáticos y es capaz de leer los pensamientos ajenos. En una entrevista televisiva, manifestó que "hay una verdadera razón para que yo esté aquí. Soy diferente a la mayoría de las personas de este planeta, pero siento que aquí existen muchas personas como yo; tenemos que hacer algo al respecto". A priori, según comentó con gestos de resignación, la historia se inició hace varios años: parece ser que la madre de Lisa anduvo por un bosque de Toronto cuando una nave espacial atravesó su camino. Imprevistamente levitó y se metió intrínsecamente en la nave. Se durmió al distinguir a unos seres extraños y cuando se despertó estaba nuevamente en el bosque, tirada próximamente a un árbol. Esta señora parió una niña nueve meses después, por lo que supuso que la dejaron encinta los seres extraterrestres. Cuando nació su hija contempló que no era como una niña normal, tenía poderes telepáticos, un nivel de intuición muy grande y su capacidad de razonamiento era extraordinario.