Por Marcelo Peralta Martínez

Muchos no saben que, a pesar de haber sido bautizada como "La Feliz", una serie de extraños hechos paranormales se registraron con los años en la popular y siempre visitada Mar del Plata, aquel pueblo fundado recién en 1874 por Patricio Peralta Ramos, y que desde sus inicios parecía estar destinado sólo a la alta sociedad.

El poder de su encanto la transformó en un punto turístico nacional, y hasta mundial, haciendo que cientos y miles de visitantes lleguen año tras año, durante las temporadas de verano e invierno. Es así como los rumores poco a poco fueron corriendo y la población estable, en particular, conoce la impactante historia o leyenda sobre fantasmas que en la zona de un lugar mágico e imponente como es el famoso Torreón del Monje, de aires góticos, construido a principios del siglo XX en honor a un fraile del siglo XVI que dirigió el primer asentamiento religioso de la zona.

Pero hay una historia detrás: para dotar al incipiente balneario de un símbolo que sobresaliera entre los chalets de veraneo para las familias porteñas y de las distintas ciudades que visitaban a Ernesto Tornquist, un verdadero hacedor de muchas obras arquitectónicas en el balneario, además de mandarlo a construir hizo difundir un texto, atribuido al cronista Padre Antonio Santillán y supuestamente escrito en 1695, aunque en realidad estaba inspirado en una obra del escritor chileno Alberto del Solar, que se dijo que había sido hallado en un cofre dentro de una recámara en la piedra, por uno de los obreros de la empresa constructora italiana que picaban la roca para crear la base lisa donde se construiría el torreón. Con los años, aquella leyenda devino estigma, ya que se dice que escalofriantes fantasmas habitan el emblemático edificio. Y aquella historia tomó vuelo propio, aunque con mucho de leyenda.

El famoso Torreón del Monje, fue construido a principios del siglo XX.

Cuenta la leyenda...

Existe una leyenda que habla de una historia de amor y rechazo, la del cacique Rucamará, quien en lo alto de la torre tenía prisionera a Mariña, una joven indígena que lo había rechazado debido a que estaba enamorada de Rodríguez, un militar español, por lo que además abrazó al cristianismo. En medio de conflictos, el militar le ordenó a Rucamará liberar a la joven a cambio de perdonarle la vida, pero el cacique, enfurecido, se abrazó a Mariña y saltó del acantilado. Debido a esta situación estremecedora, según quienes relatan la leyenda, el capitán español dejó las armas y se convirtió en monje y ello derivó en el último bautismo popular del lugar: "El Torreón del Monje", como se lo conoce hoy.

Allá lejos

El edificio se emplazó en 1904, por iniciativa del empresario y estanciero Ernesto Tornquist y que encaró el empresario italiano José Fontanta para construir frente al mar un suntuoso castillo. Para esta tarea contrató al reconocido arquitecto Carlos Nordmann, quien ideó la torre neomedieval, que se destaca por sobre todo el resto. Se sabe que la edificación se realizó en honor al fraile Ernesto Tornero y por eso mismo su nombre, debido a que este, en el siglo XVI, dirigió el primer asentamiento religioso de la recién explorada región del Río de la Plata. Sin embargo, no pasa desapercibido que es entonces cuando la historia comenzó a forjar su carácter espectral, todo a partir del poeta chileno Alberto del Solar, quien habría escrito una historia que se convirtió en leyenda, bajo la cual nació el nombre de Torreón del Monje y que imaginó a raíz de esa arquitectura la existencia de una fortaleza medieval y un templo jesuítico con tres fantasmas en su interior: un indio, un monje y una mujer vestida de blanco.

El lugar emblemático de Mar del Plata, en el que habitarían fantasmas. 

La leyenda

Aquel asentamiento estaba a cargo del capitán español Alvar Rodríguez, quien dirigía un batallón militar, y los problemas comenzaron cuando el uniformado se enamoró de la indígena Mariña. A partir de ese momento la historia se tornó completamente oscura. Sucedió que Mariña, pretendida por Rucamará el cacique de la tribu, se negaba a estar con este y decidió que su futuro sería al lado de Rodríguez, e incluso comenzó a profesar el cristianismo. Lejos de aceptarlo, el cacique sintió el rechazo y lleno de ira ordenó atacar el asentamiento militar para secuestrar a la joven.

Como los españoles no pudieron escapar, Rucamará les concedió seguir con vida a cambio de que le entregaran a Mariña. El único hombre que se negó fue Rodríguez, quien nada pudo hacer para evitar la situación. Fue así como la joven indígena debió regresar con su tribu. A los pocos días, fue presentada como una esposa más del cacique y se convirtió en la favorita. Sin embargo, cuando Rucamará creía tener todo controlado, otra de sus esposas, Nalcú, lo traicionó por celos contra Mariña y le indicó a los españoles cómo recuperar el fuerte. Una vez más, el inesperado accionar violento tuvo éxito y fue así como los militares españoles tomaron el lugar. Muchos indígenas murieron, mientras que algunos sí lograron escapar.

Sin embargo, el cacique y Mariña permanecieron en el mismo lugar. Él estaba con la mujer que quería, aunque ella lo rechazaba y anhelaba volver con Rodríguez. Así, Rucamará decidió agarrar por la fuerza a la joven y subir hasta lo más alto de la torre, sobre el lado de los acantilados. Fue entonces cuando el capitán del ejército de España le ordenó al cacique liberar a Mariña a cambio de perdonarle la vida, pero, sin mediar palabra, Rucamará tomó a la chica y saltó al vacío. A partir de esto, Rodríguez, presa de una profunda depresión, dejó el ejército y abrazó la religión, encerrándose en el mismísimo torreón.

Desde entonces, leyenda o no, muchos marplatenses afirman que esos espíritus fantasmales se pasean por el lugar.

Ver más productos

La intimidad de Néstor Kirchner

La intimidad de Néstor Kirchner

Día de la Madre: ideas y regalos

Día de la Madre: ideas y regalos

Día de la madre: ¿buscás regalo?

Día de la madre: ¿buscás regalo?

La otra historia del peronismo

La otra historia del peronismo

Cómo hacer guita

Cómo hacer guita

Lo que todo el mundo busca

Lo que todo el mundo busca

¿Qué es sexteame?

¿Qué es sexteame?

Para fanáticos del Fútbol

Para fanáticos del Fútbol

La historia detrás del robo del siglo

La historia detrás del robo del siglo

Eva Duarte: toda la verdad

Eva Duarte: toda la verdad

Ver más productos